fbpx

Blinken

Blinken de gira en Asia sin un plan concreto frente a China

El secretario de Estado encabezará reuniones de alto nivel con países del Indo-Pacífico incluido China, donde América pone a prueba el alcance de su política exterior

[Read in English]

A diferencia de la administración de Joe Biden-Kamala Harris, la posición del Partido Comunista de China (PCCh) sobre las relaciones entre el gigante asiático y Estados Unidos es clara, ya que apunta a imponer la agenda del PCCh y a evadir la responsabilidad por las violaciones a los derechos humanos.

La administración Biden-Harris, por su parte, ha enviado mensajes que sugieren continuar con la política dura de la pasada administración para combatir al PCCh.

Por ejemplo, ha continuado con la denuncia sobre el genocidio cometido a las minorías religiosas en China y ha mantenido su apoyo a los aliados americanos en la región, sin embargo, la política exterior de Biden aún está bajo revisión, según la Casa Blanca.

En consecuencia, el secretario de Estado, Antony Blinken, y el secretario de Defensa, Lloyd Austin, llegaron el lunes a Tokio en una gira de cara a la reunión que sostendrán el 18 de marzo con diplomáticos chinos.

Los diplomáticos americanos visitan Japón y Corea del Sur para discutir temas relativos a «una presión creciente de la República Popular China y la amenaza continua de los programas de misiles balísticos y armas nucleares de Corea del Norte».

En contraste, Zhao Lijian, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, enfatizó que Estados Unidos debe «abandonar la mentalidad de la Guerra Fría y de suma cero, respetar la soberanía, la seguridad y los intereses de desarrollo de China».

El PCCh inmediatamente activó la propaganda con la narrativa de que es América, en cabeza de la administración Biden-Harris, el que «necesita esta reunión más que China, por lo que Estados Unidos dio a conocer la información rápidamente».

Los medios a fines al régimen chino se mostraron positivos al ver que, según ellos, la solidez china tiene efectos en lograr que Washington anunciara primero la reunión de alto nivel.

Blinken de visita en Asia

Los viajes al Indo-Pacífico de los altos funcionarios es el primero desde que asumieron el cargo. En su comunicado, el Departamento de Estado expresó que las visitas «están destinadas a subrayar el compromiso de Estados Unidos con estas alianzas y la seguridad de la región».

La visita de Blinken y Austin se da días después de la audiencia del comando de la Marina americana en el Indo-Pacífico, donde el almirante Philip S. Davidson expresó sus preocupaciones sobre la seguridad de la región.

Cabe recordar que el papel de Corea del Sur y Japón es fundamental en para Estados Unidos en la región teniendo en cuenta que los países albergan la mayoría de militares americanos en Asia.

El ministro de Defensa de Corea del Sur, Suh Wook (izq.), Mantiene conversaciones con el jefe de Estado Mayor del Ejército de Estados Unidos, general James McConville (der.). (EFE) China
El ministro de Defensa de Corea del Sur, Suh Wook (izq.), mantiene conversaciones con el jefe de Estado Mayor del Ejército de Estados Unidos, general James McConville (der.). (EFE)

El gobierno de Japón ha sido enfático en su compromiso con la seguridad de una región Indo-Pacífico libre y abierta y ha expresado la preocupación sobre la seguridad de Taiwán ante las crecientes incursiones del Ejercito de China en territorio taiwanés y en la aguas de Japón.

El PCCh busca dialogar con USA, pero no sobre derechos humanos

La actitud positiva de los medios de China frente a las relaciones con Estados Unidos hace parte de la argumentación con la que el gigante asiático busca culpar a Washington de las frías relaciones diplomáticas por defender los derechos humanos en Xinjiang e impedir, por otro lado, el «ascenso pacífico de China» hacia el liderazgo mundial.

El ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi se reunirá con su par americano Antony Blinken el 18 de Marzo en Alaska. (EFE)
El ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, se reunirá con su par americano Antony Blinken el 18 de marzo en Alaska. (EFE)

En la rueda de prensa ofrecida por el portavoz Zhao Lijian, el funcionario dijo que «lo primero que debería hacer Estados Unidos es prestar atención y mejorar la situación interna de los derechos humanos, en lugar de señalar con el dedo a otros sobre la base de mentiras y rumores».

El régimen del PCCh ha expresado en múltiples ocasiones que la afirmación de «genocidio en Xinjiang es ridícula y sin fundamento». China tiene una postura clara sobre el desarrollo de su política exterior y en la mesa de diálogo exige suspender la interferencia en los asuntos internos de su país, centrarse en la cooperación para ir en el «camino correcto del desarrollo sano y estable» entre las relaciones de los dos países, dejando de lado, claro está, todo lo relacionado con las violaciones a los derechos humanos por parte del régimen chino.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
crisis migratoria - El American

Crisis fronteriza: USA espera más migrantes ahora que en los últimos 20 años

Next Article
María Fernanda Cabal

María Fernanda Cabal: «La derecha cobarde termina abriéndole las puertas a la extrema izquierda»

Related Posts
Total
0
Share