fbpx

Build Back Better, El American

Build Back Better es el Green New Deal disfrazado

La administración demócrata busca aprobar el plan con todas las trampas presupuestarias posibles

Acertó la representante Abigail Spanberger (D-VA) afirmando al New York Times que “nadie eligió a Joe Biden para ser Franklin Delano Roosevelt”.  A pesar de “una conspiración que se desarrolló entre bastidores” mediante censura y propaganda de medios y redes sociales, los desinformados electores no votaron otro New Deal. Pero es justamente eso lo que la administración Biden, y la mayoría de los representantes y senadores demócratas, pretenden adelantar. 

Erum Salam admite en The Guardian que con Build Back Better “los demócratas están emprendiendo una de las agendas de política interna más ambiciosas y transformadoras desde (…) el New Deal de la década de 1930”. El economista Brad Palumbo, de la Fundation for Economic Education FEE destaca que Build Back Better incluye elementos tan radicales del Green New Deal como el Cuerpo Civil Climático de 300 mil miembros.

Build Back Better fue un maquillaje del Green New Deal que intentaba hacerlo presentable a  demócratas de centro y RINO’s. Por eso desplazó el objetivo de cero emisiones netas de carbono del Green New Deal del año 2035 al 2050 y cambió un sistema universal de salud gratuito por crecientes incrementos del gasto en salud. Asunto por asunto maquillaron de moderado al radical Green New Deal, casi completo.

El senador Joe Manchin (D-WV) escribió en septiembre en el Wall Street Journal: “con $28.7 billones y creciendo, la deuda nacional alcanza niveles récord. Durante los últimos 18 meses, hemos gastado más de $5 billones en respuesta a la pandemia de coronavirus. Ahora, los líderes demócratas del Congreso proponen aprobar el proyecto de ley de gastos individual más grande de la historia sin considerar el aumento de la inflación, la agobiante deuda o la inevitabilidad de crisis futuras”.

El exasesor de la secretaría del tesoro de Obama, Steven Rattner, en un artículo de opinión en el New York Times escribió que para la administración actual “la inflación ahora es su mayor desafío. ¿cómo es posible que en una administración cargada de hábiles manos políticas y económicas se pudieran equivocar tanto en un asunto tan crítico?”.

La Oficina de Presupuesto del Congreso (CBO) en un estudio de septiembre reveló que la deuda federal (como % del PIB)  se aproxima al pico de la Segunda Guerra Mundial, superando su máximo histórico del 106 % del PIB en 2023, e incrementándose en 2050 unas 2.5 veces más que hacia finales del año anterior.

Build Back Better, El American

Un estudio de la Universidad Penn Wharton de Pensilvania estimó que si el gasto se limitase a lo visible en Build Back Better, el plan incrementaría el gasto en $1.87 billones en 10 años. El estudio estimó que en el mismo periodo los ingresos únicamente se incrementarían en $1.56 billones. Así, la deuda federal aumentaría 2 % y el PIB caería 0.1 % para 2050.

El mismo estudio plantea un escenario más realista, con los gastos del plan tornándose recurrentes (de lo que excluye los créditos fiscales para energía limpia). Y en ese probable escenario los ingresos seguirían aumentando en únicamente $1.56 billones, mientras el gasto se incrementaría en $4.26 billones en 10 años. Así, la deuda sería un 25.2 % más alta y el PIB 2.8 % más bajo en 2050.

Todo americano común ve hoy la inflación creciente en el termómetro de los precios. Los cierres de la pandemia nos recordaron que las intervenciones masivas del gobierno en la economía ocasionan  más efectos negativos de los que pueden predecir los estudios macroeconómicos convencionales.

Entre los motivos de la Real Academia Sueca de Ciencias para otorgar el Premio Nobel de economía a Friedrich Hayek en 1974 estuvo que su estudio de la “teoría de la fluctuación económica y teoría monetaria” logró “penetrar más profundamente en el mecanismo del ciclo económico”. Fueron los aportes de Hayek a la teoría austríaca del capital y la teoría austriaca del ciclo económico. Teorías que siguieron avanzando y hoy nos advierten de los peores efectos del Green New Deal disfrazado. Un monstruo inflacionario que la administración pretende aprobar por partes y con todas las trampas presupuestarias posibles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
pelosi

El proyecto de ley de reconciliación de 2 billones de dólares de Biden se aprueba en la Cámara de Representantes

Next Article
Péter Heltai - El American

Péter Heltai se incorpora a El American

Related Posts
Total
78
Share