fbpx
Contagios

Colorado detecta primer caso de la nueva cepa del coronavirus

Aunque hay preocupación por la nueva variante del coronavirus entre la comunidad científica, ésta no viene como una sorpresa, pues es normal que los virus muten

[Read in English]

El primer caso en los Estados Unidos de la cepa más contagiosa del SARS-COV-2 que causa la enfermedad COVID-19, inicialmente descubierta en Reino Unido, fue encontrado en Colorado, así lo anunció el gobernador del estado, Jared Polis, este martes.

El hombre al que le fue detectado el virus no tenía ningún historial de viaje, lo que ha levantado alertas, pues la cepa puede estarse desarrollando de forma autóctona, o ya lleva tiempo establecida en la comunidad donde fue descubierto el caso, el condado Elbert al sureste de Denver.

Aunque hay preocupación por la nueva variante entre la comunidad científica, ésta no viene como una sorpresa, pues es normal que los virus muten, aunque la mayoría de las mutaciones del coronavirus se han visto de menor gravedad. Todavía no hay evidencia que muestre que la nueva cepa de la COVID-19 sea más letal que sus otras variantes.

La nueva cepa del coronavirus descubierta en el Reino Unido ha mostrado ser más contagiosa que otras mutaciones del virus antes vistas. (EFE)
¿Qué sabemos hasta el momento de la nueva cepa del coronavirus?

Las personas infectadas con la nueva cepa del coronavirus, identificada con la denotación B.1.1.7, tienden a contagiar el virus a más personas y en promedio tienen una mayor carga del material genético del virus en su cuerpo que personas contagiadas con otras cepas del coronavirus.

El crecimiento de los datos genómicos de esta nueva cepa, que son una aproximación a la tasa de contagio del virus, es 71% más elevado que el de otras variantes del coronavirus.

Se especula que la transmisibilidad de ésta nueva cepa también puede verse incrementada al cruzarse con otra variante del virus, la N501Y, probablemente ayudándola a unirse mejor con la ACE2, una proteína huésped que permite que el virus ingrese a las células del cuerpo.

Todavía no está claro si la nueva cepa causa efectos más severos en la enfermedad. La mutación B.1.1.7 lleva a duraciones más cortas de la expansión de la proteína viral ORF8 que se ha visto en otras variantes. Aunque todavía no está claro que hace la ORF8 durante la infección, algunas modificaciones de ésta proteína han sido asociados con sintomatología menos severa de la COVID-19.

Pfizer y Moderna se encuentra haciendo pruebas de sus vacunas en la nueva cepa del virus. (EFE)

Es difícil detallar la letalidad de esta nueva cepa del coronavirus por sí sola, pues la información depende en gran medida de la etapa de la enfermedad en que el virus fue detectado. El estudio de la firma NERVTAG indica que, según los datos recopilados hasta el momento, la tasa de letalidad de la nueva cepa del coronavirus es de 4 defunciones por cada 1,000 infecciones.

Hasta el momento no hay evidencia de que las vacunas de Pfizer o Moderna sean inefectivas contra la nueva cepa del coronavirus. Aun así, preocupa que a la variante del Reino Unido le falten dos aminoácidos que son objetivos de los anticuerpos neutralizantes, proteínas inmunes que impiden que el virus se convierta en una célula huésped. Eso, entre una serie de otras mutaciones en la proteína de pico de la B.1.1.7, podrían ayudar al virus a esconderse de algunas respuestas inmunes, incluidas las inducidas por una vacuna. Tanto Pfizer como Moderna se encuentran haciendo pruebas de sus vacunas en la nueva cepa del virus.

Hasta la fecha de redacción de este artículo aparte de los Estados Unidos y el Reino Unido, en Canadá, Chile, Francia, Dinamarca, Japón, Corea del Sur, Finlandia, Suecia, España, Suiza, Holanda, Alemania, Italia, El Líbano, Singapur y Australia han detectado contagios con la nueva variante del coronavirus. En Sudáfrica se ha detectado una cepa también más contagiosa y con mutaciones similares a la variante del Reino Unido.

Una variante más contagiosa del coronavirus es peor que una cepa más “letal”

Aunque las autoridades han llamado a la calma pues todavía no está claro si la cepa es más letal, la noticia en si sola que la transmisibilidad sea mayor es un pésimo augurio para el desarrollo de la enfermedad en el mundo.

Como explica el Dr. Adam Kucharski, de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Lóndres, “una variante del SARS-CoV-2 un 50 % más contagiosa es un problema mucho mayor que una variante un 50 % más letal”.

Según el Dr. Kurcharki el contagio de una variante un 50 % más letal del virus en una comunidad de 10,000 personas, asumiendo una tasa de mortalidad del 0.8 % de las infectados, significaría 193 muertes contra 123 bajo una cepa “corriente” del coronavirus, tras un mes después de los contagios inciales.

Con una cepa un 50 % más transmisible, pero que mantiene la misma tasa de mortalidad del 0.8 %, implicaría 978 muertes tras un mes de propagación, por el hecho de hecho de infectar mucha más gente de forma más rápida. En conclusión, una cepa cuya transmisión crece de forma exponencial puede tener consecuencias mucho mayores que una cepa que solo escala la severidad de los síntomas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Obama, Proyecto Cassandra, acuerdo nuclear Irán, DEA

Administración Obama y World Vision financiaron a una filial de Al-Qaeda

Next Article
Fauci - EFE

Marco Rubio: "el Dr Fauci mintió a los americanos, es espantoso"

Related Posts
Total
0
Share