fbpx
Saltar al contenido

Crece 241 % la tenencia de armas en Brasil con Bolsonaro y cae drásticamente la delincuencia y homicidios

Crece 241 % la tenencia de armas en Brasil con Bolsonaro y cae drásticamente la delincuencia y homicidios

Available: English

[Read in English]

El número de armas de fuego en manos de particulares creció un 241 % en Brasil durante el Gobierno de Jair Bolsonaro, según datos del Anuario Brasileño de Seguridad Pública, divulgado este martes.

En 2019, año en que Bolsonaro llegó al poder, había 197.390 armas de fuego registradas en manos de particulares, número que para el 30 de junio de este año se había disparado hasta los 673.818 registros.

Estas cifras corresponden a las bases de datos del Ejército que incluyen los registros de armas de fuego para caza, tiro, actividad deportiva y de colección.

Si se miran esos datos junto con los que tiene el Sistema Nacional de Armas (Sinarm), el número de artefactos de fuego en manos de particulares sobrepasó a las que existen en los órganos públicos.

"*" señala los campos obligatorios

Do you believe the FBI was planting evidence during the Mar-A-Lago raid?*
This poll gives you free access to our premium politics newsletter. Unsubscribe at any time.
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

De los 4,4 millones de armas de fuego que hay en manos de particulares en el gigante suramericano, casi 2,9 millones cuentan con los registros activos, aunque 1.542.168 circulan de forma irregular en el país.

“En el Sistema Nacional de Armas (Sinarm), por ejemplo, en 2021, de las 1.490.323 armas de fuego con registro activo, solo 384.685 están vinculadas a organismos públicos como las policías civil, federal, de carreteras y guardias municipales, además de instituciones como los Tribunales de Justicia y el Ministerio Público”, señala el informe.

Desde que llegó al poder, el 1 de enero de 2019, Bolsonaro ha defendido el derecho de los ciudadanos del común a portar armas de fuego para defenderse.

La flexibilización del porte y la posesión de armas es una de las promesas de campaña del mandatario, quien tiene como modelo armamentístico el de Estados Unidos.

Bajo el mandato de Bolsonaro, los asesinatos en Brasil cayeron al mínimo en 15 años. Durante los mandatos de los izquierdistas Luiz Inácio Lula da Silva y Dilma Rousseff, las tasas de homicidios promediaron 30,3 muertes por cada 100.000 habitantes, mientras que actualmente Brasil tiene una tasa de asesinatos de 18,5 por cada 100.000 habitantes.

A su vez, los índices de criminalidad también han descendido drásticamente en ciertas zonas del país. En Rio de Janeiro, las cifras de delincuencia han descendido un 18 %.

Total
19
Share