fbpx
Culture War: La igualdad absoluta, destruiría la raza humana

Culture War: La igualdad absoluta, destruiría la raza humana

Emmanuel Rincón analiza cómo la desigualdad es la única manera de que las sociedades progresen

[Read in English]

La agenda progre promueve la igualdad absoluta. La izquierda ataca todo aquello que signifique el desarrollo y la riqueza individual. En esta entrega de Culture War, Emmanuel Rincón analiza cómo la desigualdad es la única manera de que las sociedades progresen y protejan la libertad.

Culture War sobre la igualdad absoluta

Para Emmanuel, la igualdad es una manera de coartar las libertades de los ciudadanos. Explica cómo China y Rusia han logrado someter a sus sociedades con la narrativa de una supuesta igualdad. Dice que imponer esa igualdad acabaría con la raza humana.

Nos comenta que «Cuando te dicen que la desigualdad es mala, te están queriendo decir que tu individualidad es un pecado, que tus pensamientos están prohibidos. En realidad lo que hacen es asesinar tus libertades, tu derecho sagrado a fungir como individuo en tu propia vida. No es una exageración afirmar que la igualdad absoluta destruiría la raza humana».

De igual manera, Emmanuel detalla que sin desigualdad no se hubiesen realizado los más grandes avances de la humanidad porque sus ciudadanos no habrían innovado para conseguirlo y resaltó que en los países donde se respeta la desigualdad y la libertad es donde más avances hay.

«En las sociedades donde la desigualdad se sabe apreciar, es donde han surgido las mejores ideas y tecnologías de la era moderna. Donde se ha impulsado la competencia y la preparación individual, es donde han florecido los mejores inventos que hacen nuestras vidas mejores».

El costo de la igualdad absoluta

En ese sentido, nos dice que si se hubiese castigado a los innovadores por pensar diferente, los seres humanos estarían viviendo en cavernas y muriendo por resfriado. De allí, la importancia de que se permita el desarrollo propio para contribuir en el progreso de los países.

«La igualdad no solo es materialmente imposible, debería ser un crimen procesarla. El camino a la igualdad es en realidad una autopista para la reprensión. Un vehículo para extinguir la especie humana».

Por ello Emmanuel está seguro de que el mundo no necesita más igualdad, sino más iniciativa individual, más respeto por las libertades humanas y menos intervención por parte de los gobiernos y señaló que las sociedades se nutren de la competencia. Sin desigualdad no hay emprendimientos y sin emprendedores no hay avances en la sociedad, afirma.

«Cada acción para igualar no solo asesina las libertades de alguien más, sino que a su vez propicia un sistema social y económico cuyo único fin puede ser el de la miseria, el hambre y la explotación por quienes dicen ser defensores de la igualdad», finalizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
WaPo

WaPo edita titular de hace 15 meses donde decía que fuga de Wuhan era falsa

Next Article

Amazon retira libro de Anthony Fauci ante polémica con correos

Related Posts
Total
0
Share