fbpx
impuestos

Análisis desmiente las promesas de Biden de no subir los impuestos

Esto va más allá de un político atrapado en una mentira de campaña

[Read in English]


Por Brad Polumbo

El presidente Biden se presentó a las elecciones prometiendo que no subiría los impuestos a quienes ganaran menos de $400,000 dólares. Pero un nuevo análisis proporciona una prueba más de que los planes fiscales reales del presidente desmienten su retórica optimista. 

Según el Centro de Política Fiscal, más del 60 % de los americanos verían aumentados sus impuestos con las propuestas de Biden. El aumento promedio sería de $2,930 dólares al año.  

Es cierto que los americanos ricos podrían soportar gran parte del aumento de impuestos. Sin embargo, la clase media no se libra de la carga: el 75 % de los hogares que ganan entre $75,000 y $100,000 dólares verían un aumento de impuestos, por un importe aproximado de $440 dólares anuales. Del mismo modo, casi el 70 % de las familias que ganan entre $100,000 y $200,000 dólares verían aumentados sus impuestos. Los aumentos serían de un promedio de $830 dólares al año. 

Claramente, estas cifras desmienten la promesa de Biden de que no les iba a aumentar los impuestos a la clase media. Sin embargo, aquí hay algo más que un político atrapado en una mentira de campaña. (Eso no es exactamente una noticia impactante). Aquí, hay una importante lección sobre la diferencia entre la asignación nominal de los impuestos y quién apoya realmente los costos.  

“Es el funcionamiento del mercado”, escribió el economista austriaco Ludwig von Mises, “y no el gobierno que recauda los impuestos, el que decide sobre quién recae la incidencia de los impuestos y cómo afectan a la producción y al consumo”.

“¿Quién paga los impuestos?”, preguntó el economista Murray Rothbard. “Parecería que la respuesta es clara, ya que el gobierno sabe sobre quiénes recaen los impuestos. El problema, sin embargo, no es quiénes pagan los impuesto inmediatamente, sino quiénes lo pagan a largo plazo”. 

En otras palabras, asignar nominalmente un impuesto a alguien no significa que al final pague la cuenta.

Los planes del presidente Biden indican que no aumentarán los impuestos a los que ganan menos de $400,000 dólares. Sin embargo, muchos de los aumentos incluidos, como el del impuesto de sociedades, son en realidad cargados en su mayor parte por los trabajadores, ya que conducen a una disminución de la inversión, a una menor productividad y, por tanto, a una reducción en los salarios.

Así que no se dejen engañar por el giro del presidente. Biden puede insistir, hasta que se le ponga la cara azul, que no subirá los impuestos a la clase media, pero la realidad de que el aumento de impuestos afectará a todos los americanos, no cambia. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Trump, Cultura de cancelación - El American

No, la cultura de la cancelación no es el "libre mercado en funcionamiento”

Next Article

Los mejores memes de la semana

Related Posts
Total
1
Share