fbpx

Dimisión en Junta Escolar de Loudoun tras revelarse que joven “en falda” violó a niña en baño de mujeres

Beth Barts, que se enfrentaba a peticiones de destitución, dimitió de la Junta Escolar del Condado de Loudoun unos días después de las mordaces revelaciones publicadas por el Daily Wire

[Read in English]

El viernes por la tarde Beth Barts, miembro de la Junta Escolar del Condado de Loudoun, informó en sus redes sociales que renunciará a su puesto en la junta. Su decisión se produce después de que el Daily Wire hiciera revelaciones mordaces sobre la forma en que la junta escolar no informó de un caso de agresión sexual contra una estudiante de 15 años en una de sus escuelas y cómo el estudiante acusado de la agresión sexual sólo fue detenido.

En su post de Facebook anunciando su dimisión, Barts dijo que era una decisión tomada “después de mucho pensar y considerar” y que su renuncia se hará efectiva el 2 de noviembre de 2021. Barts era una figura muy controversial en una junta escolar que ya ha estado bajo un fuerte escrutinio. Ella se ha enfrentado a una fuerte oposición por parte de muchos padres en el condado, con el grupo de padres Fight for Schools presentando una petición para su remoción en agosto, propuesta que recibió el apoyo de 1,860 firmas.

Antes de su renuncia, Barts ya había sido censurada y despojada de sus asignaciones de comité en marzo de 2021, con la junta votando 7-0-1 contra Barts. Esta censura se produjo después de que se revelara que ella formaba parte de un grupo de Facebook llamado “Padres antirracistas del condado de Loudoun”, donde los miembros compartían listas con la información de los padres que se oponían a los esfuerzos de equidad racial de la junta. La Junta Escolar también había amonestado previamente a Barts en noviembre de 2020, citando “la divulgación no autorizada de información confidencial, abogado-cliente”.

Aunque una investigación penal posterior no encontró razones para presentar cargos contra Beth, su participación en el escándalo ya había empañado su imagen con muchos miembros de la comunidad, por lo que Fight for Schools presentó una petición para su destitución a principios de septiembre.

En un comunicado de prensa enviado por correo electrónico, Laura Zorc, de Freedom Works, dijo que la dimisión de Barts era una “victoria para los padres y los estudiantes del condado de Loudoun” y que es un “ejemplo para la nación de lo que puede hacer un movimiento dirigido por los padres”.

Private Profit in Public Schools: an Unquestionable Necessity
La Junta Escolar de Loudoun ha sido criticada por las acusaciones de haber encubierto un caso de agresión sexual en sus escuelas. (EFE)

Revelaciones mordaces

Aunque Beth Barts haya sido un miembro de la junta escolar envuelta en múltiples escándalos durante el último año, su dimisión no se produjo en el vacío. El reportaje exclusivo del Daily Wire sobre el modo en que la junta escolar gestionó la violación de la hija de Scott Smith, que supuestamente fue agredida por un estudiante varón biológico que llevaba falda en un baño de género neutro, y que meses después fue detenido por la policía local tras agredir a otro estudiante en otra escuela.

La escuela decidió no ponerse en contacto inmediatamente con la policía por el asunto y quiso manejar el tema internamente. Tras escuchar esto, Smith se mostró visiblemente molesto en la escuela y comenzó a protestar por esa decisión, momento en el que la escuela optó por llamar a la policía, pero para que se ocupara de Smith y no de la agresión sexual.

Smith se hizo viral tras ser arrastrado por agentes de policía durante una reunión de la junta escolar, después de que los miembros de la dicha junta dijeran que no se habían registrado casos de agresión sexual por parte de estudiantes transgénero en sus escuelas, y luego de que otro padre se enfrentara a la esposa de Smith por la agresión sexual de su hija.

En una entrevista concedida a Fox News, Smith dijo que había decidido no hablar de la agresión sexual de su hija porque sus abogados y amigos cercanos le habían dicho que lo mejor era no hablar del tema si quería conseguir justicia para su hija. Sin embargo, Smith decidió hablar después de que el mismo estudiante fuera detenido por otro caso de agresión sexual en un colegio diferente, cuyo nombre no puede revelarse por ser menor de edad.

GOP
El tema de la Teoría Crítica de la Raza en las escuelas ha llegado al centro de la política americana. (EFE)

Aunque en un principio la Junta Escolar de Loudoun no hizo ningún comentario al respecto, finalmente emitió un comunicado en el que decía que los miembros de la Junta desconocían por completo las acusaciones de agresión sexual hasta que el Daily Wire informó de ello a principios de esta semana. La declaración también dice que los directores de cada escuela siguieron el procedimiento adecuado e informaron a las autoridades policiales locales de ambas agresiones sexuales.

Smith ha presentado una demanda contra el Condado de Loudoun, argumentando que el mismo trató de encubrir la agresión de su hija, al afirmar que el superintendente de la escuela alegó durante una reunión pública que no había registro de la agresión sexual, a pesar de que la oficina del sheriff local realizó una investigación de dos meses sobre la agresión. La demanda se presentó en virtud del Título IX de la ley de derechos civiles de Estados Unidos, que prohíbe la discriminación en las escuelas por motivos de género.

El escándalo de la Junta Escolar del Condado de Loudoun se produce en un momento en el que el tema de la escolarización y la educación está en el centro de la política americana, con los conservadores que acusan a las juntas escolares de imponer la TRC en los planes de estudio de sus hijos y los liberales que dicen que estas acusaciones son falsas. Esto ha dado lugar a debates agitados y a veces caóticos en las reuniones de las juntas escolares de todo el país.

Hace unas semanas, la Asociación Nacional de Consejos Escolares envió una carta al Departamento de Justicia en la que decía que las “amenazas contra las escuelas públicas han aumentado” y que esas protestas podrían considerarse “terrorismo doméstico” y “delitos de odio”. El Departamento de Justicia respondió emitiendo un memorando en el que decía que el gobierno federal se ocuparía de esas supuestas amenazas. En respuesta, la Asociación de Juntas Escolares de Pensilvania votó por retirarse de la NSBA debido a su carta al DOJ.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Naviera, El American

DeSantis invita a las compañías navieras a Florida ante atascos en California

Next Article

Jonathan Isaac: “La polarización de los medios sobre el COVID-19 ha creado desconfianza”

Related Posts
Total
0
Share