fbpx
escándalo, sexpionaje

Espía china se acostó con funcionarios estadounidenses para robar información

El caso de la espía china demuestra cómo el Partido Comunista de China tiene la paciencia de cultivar relaciones para hacerse de información privilegiada en Estados Unidos

Una espía china tuvo relaciones sexuales con funcionarios estadounidenses para infiltrarse en el sistema político de Estados Unidos y robar información.

Un artículo publicado por Axios reveló que Christine Fang ingresó al país como supuesta estudiante universitaria en 2011 y pasó cuatro años de su carrera cortejando a políticos locales y congresistas estadounidenses. Según agentes de inteligencia, la espía recopilaba información privada sobre políticos, incluidos sus hábitos, horarios, redes sociales e incluso rumores sobre ellos.

“La idea era que Fang se maniobrara en círculos clave del gobierno, y a veces en las camas de los políticos para obtener información personal sobre ellos y, al mismo tiempo, congraciarse con los líderes prometedores”, dijeron fuentes de inteligencia a Axios.

De acuerdo con las investigaciones, Fang habría tenido relaciones sexuales con al menos dos alcaldes; y aunque no habría logrado acceder a ningún material estadounidense clasificado, ayudó a colocar “subagentes” en oficinas locales y del Congreso.

Fang, quien ahora es prófuga de la justicia estadounidense, trabajaba bajo la dirección de la ultrasecreta agencia de espionaje del Ministerio de Seguridad del Estado de China.

La espía apareció en el radar de los federales durante la vigilancia de otro presunto agente chino que trabajaba como diplomático en el consulado de San Francisco, dijo un oficial de contrainteligencia de Estados Unidos.

“Ella estaba en todas partes”, señaló a Axios Raj Salwan, un concejal de la ciudad de Fremont. “Ella era una estudiante activa. Me sorprendió lo activa que era y cómo conocía a tantos políticos “, señaló.

Según Axios una de los políticos que mantuvo contacto con Fang fue el demócrata Eric Swalvell, miembro de la Cámara de Representantes, a quien la espía ayudó a recaudar fondos para su campaña de reelección en 2014.

“Los investigadores federales, que comenzaron a investigar a Fang basándose en lo que consideraban su comportamiento sospechoso, informaron a Swalwell sobre sus preocupaciones sobre ella en 2015. En ese momento, Swalwell, que no ha sido acusado de ningún delito, cortó todo contacto con Fang”, señala Axios.

Asimismo el portal de noticias informó que la agente asiática también se ofreció como voluntaria en la campaña del demócrata de California, Ro Khanna en su fallida candidatura a la Cámara en 2014.

Un portavoz de Khanna le dijo a Axios que vio a Fang en una reunión política, pero que no tuvieron más contacto con ella y que su nombre no aparece en ningún registro del personal. La oficina de Khanna dijo que el FBI informó al congresista sobre Fang.

Aparentemente, la espía se enteró de que los federales estaban detrás de ella y huyó del país en 2015, posiblemente de regreso a China.

China: una amenaza a corto, mediano y largo plazo

En los cuatro años de Gobierno de Donald Trump, se han revocado los visados de unos 1000 estudiantes e investigadores chinos sospechosos de espionaje en Estados Unidos.

John Ratcliffe, director de Inteligencia Nacional, señaló que China “es la mayor amenaza que este país ha enfrentado desde la Segunda Guerra Mundial”; asegura que el régimen asiático ha utilizado el chantaje, el soborno y la influencia encubierta para “atacar” a miembros del Congreso y asegurarse que aprueben leyes a su favor.

El secretario de Estado Mike Pompeo dijo este año que hay agentes y entidades del gobierno de China infiltrados en Estados Unidos a nivel federal y local.

Las declaraciones de los especialistas en inteligencia y del secretario Pompeo coinciden con la información que emitió en exclusiva para El American, Joseph Humire experto en Seguridad Global, quien reveló que los principales enemigos de Estados Unidos han intentado quebrar el Estado de derecho de este país.

“China que es la potencia número dos en el mundo, es el que quiere asegurarse que EE.UU. ya no exista para ocupar esa posición número uno y cambiar el sistema internacional a su favor. China está avanzando en todos los aspectos, en política, economía y en el ámbito militar”, dijo Humire en entrevista exclusiva para El American.

Ante la gran amenaza que representa China para Estados Unidos, el Gobierno de Donald Trump implementó reglas más estrictas que limitan la entrada de los miembros del Partido Comunista de China (PCCh).

Estas nuevas restricciones, que entraron en vigor el miércoles, limitan la duración de los visados de los miembros del PCCh y sus familias directas a un mes, y se les permite solo una entrada al país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Irán, Biden

Irán aprovecharía "debilidad" de Biden para un acuerdo nuclear a su favor

Next Article
Fiscal general de texas, Ken Paxton

Fiscal general de Texas presenta demanda electoral contra 4 estados en la Corte Suprema de EEUU

Related Posts
Total
0
Share