fbpx

FDA aprueba la vacuna de Pfizer: 2,9 millones de dosis se distribuirán esta semana

Una de las principales preocupaciones para la distribución de la vacuna es la escasez de hielo seco

Tras semanas de auditorias, finalmente la Administración de Drogas y alimentos (FDA) aprobó la vacuna contra la COVID-19 desarrollada por las farmacéuticas Pfizer y Biontech. Se espera que durante la primera semana se distribuyan aproximadamente 2,9 millones de dosis de la vacuna a todo Estados Unidos.

Según el director de la FDA, ya se están realizando esfuerzos para distribuir la vacuna. La agencia recomendará quién la recibe primero y se espera que dé prioridad a la población con condiciones médicas preexistentes y a personas que viven en residencias de ancianos.

La lógistica para distribuir esta vacuna es masiva, pues requiere de miles de químicos, trabajadores de fábrica, camioneros, científicos de datos, farmacéuticos, médicos y personal de las agencias de salud que deberán distribuir millones de dosis refrigeradas en contenedores ultrafríos a miles de lugares en el país.

¿Cómo se distribuye la vacuna?

Todo comienza en los laboratorios de Pfizer en San Luis, donde los científicos fabrican los componentes de los que está hecha la vacuna. Los materiales se trasladan a los laboratorios de Andover, Massachusetts, donde los investigadores los convierten en el ARNm.

Una vez listo el ARNm el viaje continúa hacia Michigan, donde grandes máquinas “recubren” el ARNm de nanopartículas lipídicas, que son mensajeras microscópicas que envían material genético al cuerpo. La fabricación de las dosis tarda alrededor de una semana, y las muestras permanecen en análisis durante otras dos antes de ser despachadas.

Los frascos en los que se transporta la vacuna son altamente resistentes para no resquebrajarse debido a las bajísimas temperaturas a las que tienen que ser refrigeradas las dosis. Las dosis son guardadas en bandejas que pueden contener 195 frascos, que a su vez se empacan en cajas de 80 libras llenas de hielo seco.

Aunque Pfizer compró su propio equipamiento para crear hielo seco, hay una seria preocupación de que la distribución de la vacuna pueda verse obstruida por la escasez de esta sustancia. Se estima que la distribución de la vacuna en Estados Unidos y Canadá requeriría aproximadamente el 5% de la producción de hielo seco de ambos países. Varios fabricantes de este producto en Estados Unidos ya han recibido ofertas comprando toda la producción del año entrante.

El teniente general Paul Ostrowski, director de suministro, producción y distribución de la operación Warp Speed, afirmó que la compañía de mensajería UPS se había comprometido a «proporcionar reenvíos de hielo seco en todo Estados Unidos según la demanda».

Vacuna, FDA, Pfizer
La vacuna de Pfizer será transportada a lo largo del país por camiones de FedEx y UPS. (Efe)

La distribución de la vacuna también requerirá la distribución de inyecciones, mascarillas, agujas, alcohol y todo lo necesario para administrar las dosis. Durante semanas Mckesson Corporation ha distribuido cajas con este suministro a lo largo de los hospitales del país.

Actualmente, el Centro de Control de Enfermedades y Prevención de los Estados Unidos (DCD) cuenta con una opción de contrato existente con McKesson Corporation para respaldar la distribución de la vacuna a lo largo del país; fue activada desde el 14 de agosto por la administración.

En estos momentos Pfizer está enviando vacunas desde muchos lugares, y algunas dosis se hacen en el exterior. Durante la semana de Acción de Gracias alrededor de 750,000 dosis hechas en Europa llegaron al Aeropuerto Internacional Chicago O’Hare en vuelos de carga fletados desde el Aeropuerto Internacional de Bruselas. Más vuelos siguieron. United Airlines Inc. ha realizado cinco vuelos con vacunas desde Bélgica a los Estados Unidos, cada uno capaz de transportar más de un millón de dosis, dijo la compañía.

Después de aterrizar en los Estados Unidos, la vacuna se transporta en camiones de FedEX o UPS a lo largo del país. FedEx coloca un dispositivo de seguimiento en cada paquete que transporta, lo que permite monitorear la ubicación de cada envío. UPS tiene una tecnología de escaneo similar. Una vez las vacunas llegan a los centros de salud reciben el tratamiento de carril rápido destinado a paquetes prioritarios, con un compromiso de entrega temprana al día siguiente.

En un mundo donde el comercio en línea ha crecido drásticamente por la cuarentena, la distribución de la vacuna ha entrado en competencia por el espacio en los compartimientos de carga con productos menos prioritarios; algunos envíos de estos bienes han tenido que se retrasados para darle espacio a la vacuna.

Una vez la vacuna llega a los hospitales, los trabajadores de la salud deberán asegurarse que esta no se dañe antes de llegar a inocular a alguien. Los contenedores que refrigeran la vacuna solo pueden abrirse dos veces al día, y solo pueden permanecer abiertos durante tres minutos. Esto implica que las personas que están siendo vacunadas recibirán su dosis al muy poco tiempo de ser extraídas de refrigeración para así evitar su daño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
sanciones- venezuela

Crisis de Venezuela no es culpa de las sanciones de Trump

Next Article
informáticos

Sistemas informáticos del Gobierno de EEUU son hackeados y se sospecha de rusos

Related Posts
Total
0
Share