fbpx

Fiscal general de Florida demanda a la Administración Biden por la crisis migratoria

Fiscal general de Florida demanda a la Administración Biden por la crisis migratoria

A principios de octubre pasado, Moody comenzó a solicitar información pública a los organismos ahora demandados sobre el cumplimiento de ciertas leyes federales de inmigración

[Read in English]

La fiscal general de Florida, Ashley Moody, interpuso el pasado viernes una acción legal contra la Administración del presidente Joe Biden por su respuesta al “manejo de la crisis en la frontera sur” y en relación con los “inmigrantes ilegales que llegan” a este estado sureño.

La demanda tiene lugar después de que fiscales de Florida presentaran recientemente cargos por asesinato a un inmigrante ilegal hondureño que mató a un hombre en la ciudad de Jacksonville, en el noreste del estado, señaló la Fiscalía en un comunicado.

Se trata de Yery Noel Medina Ulloa, un hondureño indocumentado de 24 años que cruzó la frontera haciéndose pasar como menor de edad, que fue arrestado en octubre pasado y enfrenta cargos de asesinato en segundo grado tras acuchillar a Francisco Javier Cuéllar, de 46 años.

Cuéllar, padre de cuatro hijos, había tomado a su cargo al indocumentado y presuntamente lo recogió en Jacksonville, donde llegó en un vuelo procedente de Texas, estado en el que Medina había permanecido acogido en un albergue para menores inmigrantes.

La demanda de la Fiscalía fue presentada contra el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), el Servicio de Inmigración y Ciudadanía (USCIS), la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) y el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE).

“Las políticas federales de inmigración tienen consecuencias reales en la vida de los floridanos. Necesitamos saber cómo y por qué la Administración Biden está eligiendo atrapar y liberar (“catch and release”) inmigrantes ilegales, enviando a muchos a vivir a Florida”, indicó la fiscal republicana.

Florida ya había entablado una demanda contra la Administración del presidente Joe Biden, por la práctica de “catch and release”, que consiste en dejar en libertad a los indocumentados detenidos tras cruzar la frontera mientras esperan sus audiencias de inmigración.

Moody indicó que ya había agotado todas las vías no contenciosas para obtener respuestas, pero que, “dado que la Administración Biden se niega a ser transparente con el pueblo americano”, no tenía otro recurso que “llevar este asunto a los tribunales”.

A principios de octubre pasado, Moody comenzó a solicitar información pública a los organismos ahora demandados sobre el cumplimiento de ciertas leyes federales de inmigración.

De acuerdo con la ley federal, según el comunicado de la Fiscalía de Florida, los acusados debían responder a tales solicitudes en el plazo de 20 días, con una extensión de 10 días, pero dos de las agencias federales nunca respondieron y otras dos pidieron una prórroga.

Por ello, Moody pide en la demanda que establezca una fecha límite para que se proporcione la información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Teléfonos de diplomáticos americanos fueron hackeados con software israelí

Teléfonos de diplomáticos americanos fueron hackeados con software israelí

Next Article
Biden y Putin hablarán este martes sobre los presuntos planes de Rusia para invadir Ucrania

Biden y Putin hablarán este martes sobre los presuntos planes de Rusia para invadir Ucrania

Related Posts
Total
0
Share