fbpx
Quaker Oats, el idiota de la semana, El American

El idiota de la semana: Quaker Oats

El galardón de idiota de la semana de hoy se lo lleva Quaker Oats, por tratar de satisfacer el insaciable apetito de venganza de la izquierda

[Read in English]

La marca de tortitas, siropes, y comida para desayunos, hasta ahora conocida como Aunt Jemima, ha pasado a denominarse Pearl Milling Company por decisión de su empresa propietaria desde 1926, Quaker Oats Company, a su vez propiedad de PepsiCo.

Según Kristin Kroepfl, vicepresidenta y directora de marketing de Quaker Foods North America, el cambio obedece a que “reconocen que el origen de Aunt Jemima se basa en un estereotipo racial”, y que el nuevo nombre busca “avanzar hacia la igualdad racial”.

Bravo Kristin, con esto estás a punto de acabar de una vez por todas con el racismo y mejorar sustancialmente las vidas de las personas de color oprimidas.

quaker oats aunt jemima
Fuente: (Flickr)

Según los críticos con el nombre anterior, el término “Aunt Jemima” a veces se utiliza coloquialmente como la versión femenina del “Uncle Tom”, enmarcándose en el arquetipo del término de argot “Mammy”, que se refiere a una mujer negra amable que se percibe como servil, o que actúa en favor de los intereses de los blancos, o que los protege o justifica.

Poco parece importar que con esta acción, Quaker Oats Company esté tratando de complacer servilmente a los progresistas -comandados por un hombre blanco-, quienes desde sus asientos en el Congreso o Senado, desde sus despachos universitarios, o desde sus cuentas de Twitter, utilizan la narrativa del racismo para instrumentalizar políticamente a las personas negras. Según ellos, si un negro no vota por ellos, no es realmente negro.

Los consumidores ahora dejarán de ver la cara familiar de una mujer negra en sus desayunos, y todo por complacer los deseos totalitarios -y hay que recordarlo, también insaciables- del progresismo más radical, empeñado en reescribir la historia mediante la cultura de la cancelación. Poco importa que Nancy Green, nacida esclava en 1834, fuera una de las primeras mujeres negras contratada como modelo y representante por una gran marca comercial en 1893, para convertirse en Aunt Jemima.

Quaker Oats trata de complacer el voraz apetito de la izquierda

La deriva revisionista de muchas empresas, amedrentadas por los ataques políticos por parte de la izquierda, está tomando un cariz cada vez más surrealista. Por ejemplo, Disney ahora esconde sus películas antiguas detrás de advertencias sobre racismo e intolerancia, a la vez que en la actualidad se muestra intolerante con actrices que tienen opiniones diferentes a las de la izquierda.

¿Qué será lo próximo? ¿Que Coca-Cola cambie su nombre por tener su origen en la cocaína y poder ser acusada de apología del consumo de drogas? ¿Que Lacoste pueda ser asociada a la crueldad animal porque la piel de cocodrilos se utiliza para hacer bolsos y zapatos? ¿O quizás la propia Quaker Oats debería estudiar cambiar su nombre por estar relacionado con la comunidad religiosa de los cuáqueros, pudiendo potencialmente ofender a otras religiones o a los ateos?

Lo que está claro es que la dictadura de lo políticamente correcto, promovida y utilizada por la izquierda para acallar a sus críticos, lo único que consigue es barrer la historia debajo de la alfombra, tratando de hacer desaparecer todo lo que encuentren molesto, trivializando el debate de fondo sobre temas como, en este caso, el racismo.

El galardón de idiota de la semana de hoy se lo lleva Quaker Oats, por tratar de satisfacer el insaciable apetito de venganza de la izquierda, en vez de dedicarse a satisfacer el apetito de sus consumidores con excelentes productos como eran las harinas y siropes Aunt Jemima.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Demócratas, Cuomo, El American

14 demócratas de Nueva York quieren revocar poderes de emergencia de Cuomo

Next Article
Papini, Giovanni, El American

Giovanni Papini y la sed del conocimiento

Related Posts

El récord de Trump

La responsabilidad individual, el amor a la patria, el respeto a la ley y a su imperio, la creencia en un orden trascendental superior, la subscripción al sistema de libre empresa y la comprensión de que la libertad es el derecho natural más preciado, fueron las directrices morales que impulsaron las políticas del 45º presidente
Total
16
Share