fbpx
Salud mental, El American

El impacto trágico que tuvieron las medidas COVID en la salud mental de los jóvenes

Los números muestran que más de 400,000 niños menores de 18 años en el Reino Unido fueron referidos a servicios de salud pública por problemas de salud mental, un aumento del 77 % desde 2019

[Read in English]

Por Kerry McDonald *

Durante los encierros de 2020 y los prolongados cierres de escuelas, no fue (o al menos debería haber sido) una sorpresa que la salud mental, en particular de los jóvenes, se deteriorara. Rápidamente, surgieron cifras del CDC que sugerían que una cuarta parte de los adultos jóvenes consideraron el suicidio en el verano del 2020. Las estadísticas de otoño confirmaron que los niños sufrían altas tasas de depresión provocadas por el aislamiento social y que los suicidios de adolescentes estaban aumentando en algunas zonas de Estados Unidos.

En 2021, las cosas deberían haber mejorado. Los cierres se aliviaron, las escuelas volvieron a abrir y las vacunas se generalizaron. Sin embargo, cada vez hay más pruebas que sugieren que 2021 fue quizás incluso peor que 2020 para la salud mental de los jóvenes. 

Un nuevo análisis para la BBC realizado por el Real Colegio de Psiquiatras revela que entre abril y octubre de 2021, más de 400,000 niños ingleses menores de 18 años fueron remitidos al servicio de salud pública por problemas de salud mental como autolesiones e ideas suicidas. Esto supuso un aumento del 77 % respecto al mismo periodo de 2019. A finales de octubre de 2021, Inglaterra registró el mayor número de niños y adolescentes bajo el cuidado de especialistas en psiquiatría. Más allá de estas derivaciones psiquiátricas externas, las escuelas también estaban reportando tasas crecientes de problemas de salud mental de niños y adolescentes que se estaban abordando a nivel escolar.

El impacto del aislamiento social y la agitación provocada por la respuesta del gobierno al coronavirus parece ser el probable culpable de la actual crisis de salud mental de los jóvenes. El informe de la BBC señala el aumento de la ansiedad de los niños y adolescentes al salir de la separación social, mientras que otros se sentían cada vez más cohibidos. “Fue muy incómodo durante los dos o tres primeros meses. Algunos de nosotros habíamos engordado y nos sentíamos incómodos”, declaró un estudiante de secundaria a la *BBC. “El tiempo que perdí con mis amigos no ayudó y me costó un largo, largo trayecto recuperarme”, añadió el estudiante.

Should Biden Take a Cognitive Test to Remain in Office?*
This poll gives you free access to our premium politics newsletter. Unsubscribe at any time.
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

El análisis de la BBC de 2021 refleja datos similares aquí en Estados Unidos. Un informe de los CDC encontró que entre febrero y marzo de 2021, las visitas a las salas de emergencia por sospecha de intentos de suicidio entre los jóvenes de 12 a 17 años aumentaron significativamente en comparación con el mismo período de tiempo en 2019. Para los adolescentes varones, el aumento fue del 3.7 por ciento. Para las chicas adolescentes, fue un aumento enorme del 50.6 por ciento. 

La semana pasada, la bióloga Heather Heying publicó un artículo en su popular blog Natural Selections Substack escrito por una afligida madre canadiense que perdió trágicamente a su hija adolescente debido a un suicidio la primavera pasada. Los trastornos académicos y sociales provocados por las medidas de COVID, seguidos de los mandatos nacionales de vacunación, hicieron que su hija Mila, antes feliz, realizada y bien adaptada, se hundiera en la desesperanza. 

“Todo el mundo dice que no volveremos a tener la ‘antigua normalidad’, que tendremos una ‘nueva normalidad'”, escribió Mila en su diario en marzo de 2021. “Pero para ser sincera, no quiero que ninguna parte de lo que está pasando en nuestro mundo sea normal, porque esto no es normal. Los seres humanos somos animales sociales y necesitamos ese aspecto social en nuestras vidas para ser felices. Espero que nuestro mundo vuelva a la ‘antigua normalidad’ lo antes posible, porque no importa cuánto tiempo estén las cosas así; ya sean dos años u ocho, nunca veré esto como algo normal”, escribió. Dos meses después, a punto de graduarse en el instituto, Mila se quitó la vida. 



Su madre y su padre, médico de urgencias, han distribuido cartas en las que cuentan la desgarradora historia de Mila a los camioneros canadienses que se oponen a los mandatos de vacunación y a las medidas relativas  al COVID. “No se trata solo de nuestra hija, sino de los niños de Canadá”, dice la carta. “Gracias por lo que están haciendo. Es importante”.

Ya advertí en septiembre de 2020 que el aislamiento social estaba perjudicando a toda una generación de niños, e insté a los padres a que tomaran las medidas necesarias para asegurarse de que sus hijos y adolescentes se relacionaran con sus compañeros y disfrutaran de una vida social normal y saludable, a pesar de las políticas y proclamas del gobierno que desalientan tales interacciones. Muchos padres lo han hecho, pero las medidas de COVID extendidas con mandatos han tenido un efecto generalizado en la salud mental de los jóvenes a pesar de los esfuerzos de los padres. 

“Las ’emergencias’ siempre han sido el pretexto con el que se han erosionado las salvaguardias de la libertad individual”, escribió el premio Nobel de economía, F.A. Hayek, en 1979 “y una vez suspendidas no es difícil que quien haya asumido esos poderes de emergencia se encargue de que la emergencia persista”.

Por el bien de los niños, la emergencia debe terminar, los mandatos deben desaparecer, la “vieja normalidad” debe resurgir y la libertad individual debe prevalecer. 


Previous Article
El American Sports: una agenda deportiva para el fin de semana

El American Sports: una agenda deportiva para el fin de semana

Next Article
Oro y plata, El American

Por qué 42 estados han eliminado los impuestos a la compra de oro y plata

Related Posts
Total
1
Share