fbpx
Israel y Palestina, El American

Israel y Palestina, de vuelta a la eterna guerra

La constante violencia palestina obligó a Israel a desarrollar el dispositivo de seguridad antiaéreo llamado la “Cúpula de hierro”, uno de los más efectivos del mundo y que libró a Israel de los acostumbrados baños de sangre

La histórica guerra entre los judíos y los árabes, se remonta a tiempos bíblicos, cuando Moisés y el pueblo judío llegaron a la “Tierra prometida”, que no fue otra cosa que la ocupación de los hebreos a los territorios ubicados a las orillas del río Éufrates, como Canaán y Filistea. 

En crudo, la llegada de los judíos a esas tierras, respondió a la dinámica típica propia de los tiempos de la Antigüedad y una vez asentados allí, a lo largo de la evolución sociohistórica, confluyeron dos grandes grupos éticos-religiosos judíos y musulmanes, a los que más tarde se suma el cristianismo, por lo que coexisten esas tres grandes religiones en esa tierra desde los tiempos del Imperio Romano. 

Ahora bien, una rápida mirada al conflicto en tiempos contemporáneos, luego de la Segunda Guerra Mundial y ya en plena Guerra Fría, en mayo de 1948 se proclamó oficialmente el Estado de Israel, una suerte de franja desde el Mediterráneo hasta Jordania de Este a Oeste y desde Egipto hasta el Líbano de Norte a Sur. Con el surgimiento de Israel, Palestina quedó imbuido dentro de este, reducido básicamente las tierras de El Levante, la Franja de Gaza y Cisjordania, además sigue siendo un Estado no miembro de la ONU.

Tras la creación de Israel, los árabes cerraron filas y atacaron en varias ocasiones al entonces recién constituido Estado judío, como fue la Guerra del Sinaí, la Guerra de los 6 días y en 1973 la Guerra del Yom Kippur, en ésta última finalmente Israel se impuso sobre la coligación árabe, aunque la confrontación y las escaramuzas nunca cesaron. No fue hasta 1993, cuando tuvo lugar el histórico acuerdo de paz entre Isaac Rabín y Jasir Arafat en Washington bajo los auspicios de Bill Clinton. 

Pero una paz absoluta y verdadera nunca existió, poco después Isaac Rabín fue asesinado y los palestinos siempre eligen como gobierno a los sectores yihadistas de Hamás quienes lógicamente chocan ferozmente con los judíos ortodoxos, con lo cual, torna casi imposible lograr una convivencia pacífica entre judíos y palestinos. 

La constante violencia palestina obligó a Israel a desarrollar el dispositivo de seguridad antiaéreo llamado la “Cúpula de hierro”, uno de los más efectivos del mundo y que libró a Israel de los acostumbrados baños de sangre producto de los regulares bombardeos por parte de terroristas palestinos.

Ahora bien, este brote violento de 2021 surge porque el Gobierno de Benjamin Netanyahu estaba por fenecer tras agotarse el tiempo para formar una mayoría parlamentaria la semana pasada, por lo que el presidente Reuven Rivlin habilitó a Yair Lapid del laicista partido Yesh Atid para que buscara la mayoría en el Parlamento y así formar un nuevo gobierno. Gobierno que estaría conformado por una histórica coalición entre la extrema derecha del partido Yamina de Naftali Bennet y los cinco parlamentarios de la Lista Árabe Conjunto bajo el liderazgo del moderado Lapid, algo nunca antes logrado en la historia política israelí

De haberse materializado el gobierno de Lapid, se traduciría en la derrota política de Hamás, quien se quedaría sin sus banderas y retórica contra los judíos ortodoxos, lo que equivale en otras palabras, Hamás no tendría razón de seguir existiendo y ante su inminente muerte política atacaron Israel, con más de 4,000 misiles, algunos de estos han caído en la  misma Palestina por error, la gran mayoría han sido destruidos en el aire por las fuerzas israelíes, pero una pequeña parte penetraron la defensa en Israel, que ha respondido legítimamente con operaciones aéreas y terrestres. 

A la par de esto, han tenido lugar linchamientos de judíos por parte de árabes y viceversa, escalando la violencia del conflicto a un escenario cercano a una guerra civil en la ciudad de Lod, además de Ramle, Acre, Jaffa, Jisr al Zarqa y Umm al-Fahm, según reseñó BBC. 

Infelizmente, todo indica que este nuevo episodio de violencia entre palestinos e israelíes se va a prolongar y la histórica iniciativa de Lapid de gobierno de coalición capaz de sentar las bases de una paz sólida y duradera, termine en el naufragio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Abuso de poder, El American

Es urgente fijar límites al abuso del poder

Next Article
Libertad Monetaria, El American

El Partido Comunista chino, contra la libertad monetaria al reiterar su oposición a las “criptos”

Related Posts
Total
4
Share