fbpx
Saltar al contenido

No es solo Jill Biden

Jill Biden

[Read in English]

SINCERAMENTE, creo que todo el tacogate desencadenado a principios de esta semana por la primera dama Jill Biden fue bastante exagerado y rebuscado. Al leer sus declaraciones completas, es obvio que la señora Biden quería hacer un cumplido en lugar de comparar a un ser humano con comida.

Aunque fuera esto último, si alguien me dijera “eres tan irresistible como el chocolate, Pris”, no me quejaría necesariamente. Hacemos el paralelismo personas-alimentos todo el tiempo: una persona puede “envejecer como el buen vino” o “ser dulce como una ciruela”.

La metedura de pata, sin embargo, revela una verdad desgarradora: la comunidad latina se reduce a menudo a estereotipos de tres, cuatro países que pueden o no ser válidos incluso dentro de las fronteras de esos países (por ejemplo, la mitad de la población brasileña odia la música y los eventos relacionados con el carnaval).

Ayer fui a un Festival Latino Cubano en la ciudad donde vivo. En primer lugar, señalemos lo evidente: ¿qué demonios es un Festival Latino Cubano? Es vago a la vez que intenta ser algo preciso, como decir “una fiesta franco-europea”.

Sin embargo, el nombre fue el menor de los problemas. A pesar de un maravilloso y correcto despliegue de banderas, se ignoró descaradamente a 324 millones de personas (es decir, todo el Cono Sur: Chile, Argentina, Uruguay y Brasil). Lo que muchos americanos y europeos piensan cuando dicen “latino” es México, Centroamérica y, con un poco de suerte, un par de naciones caribeñas. Y, por supuesto, todos ellos comen tacos (por cierto, si ahora mismo jugara a “nunca jamás”, podría completar esa frase con “he comido un taco”. Lo juro).

La comunidad latina no es un monolito. Las palabras de la señora Jill Biden no son incómodas porque vengan de la primera dama, sino porque muestran la inmensa ignorancia de gente que, en muchas ocasiones, intenta pasar por educada. La complejidad de los distintos pueblos de América Latina todavía no ha sido comprendida. Hasta entonces, no nos metan a todos en el mismo saco. Es insultante.

"*" señala los campos obligatorios

Do you believe the FBI was planting evidence during the Mar-A-Lago raid?*
This poll gives you free access to our premium politics newsletter. Unsubscribe at any time.
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.


Este artículo apareció originalmente en el boletín de El American el 16 de julio de 2022. ¡Suscríbete gratis aquí!

Pris Guinovart is a writer, editor and teacher. In 2014, she published her fiction book «The head of God» (Rumbo, Montevideo). She speaks six languages. Columnist since the age of 19, she has written for media in Latin America and the United States // Pris Guinovart es escritora, editora y docente. En 2014, publicó su libro de ficciones «La cabeza de Dios» (Rumbo, Montevideo). Habla seis idiomas. Columnista desde los 19 años, ha escrito para medios de America Latina y Estados Unidos

Total
0
Share