fbpx

Partido Republicano y expertos rechazan reunión secreta de administración Biden con Maduro

Políticos conservadores han argumentado que la administración debería impulsar la producción nacional de petróleo en lugar de abrir el mercado al régimen venezolano

[Read in English]

Este fin de semana se conoció que altos funcionarios del Gobierno de Biden mantuvieron una reunión secreta con Maduro en el palacio de Miraflores, en Caracas, según un informe de Reuters. La Casa Blanca de Biden le pidió algunas garantías electorales, amplias reformas en el sector petrolero venezolano y una reprimenda pública a la invasión a Ucrania por parte de Putin a cambio del levantamiento temporal de algunas de las sanciones financieras impuestas al régimen chavista. La reunión secreta con Maduro terminó sin un acuerdo.

La medida de la administración Biden representaría un giro de 180 grados en la política de Estados Unidos hacia Venezuela, que ha buscado aislar al régimen chavista y no reconoce a Maduro como presidente legítimo del país desde 2019. Según el informe, y otros medios de comunicación, la disposición de Biden a conversar con Maduro busca encontrar un proveedor alternativo de petróleo y al mismo tiempo quitarle un aliado a Putin. 

Aunque la administración aún no ha emitido ninguna declaración oficial sobre el encuentro cara a cara con Maduro, las informaciones han provocado una ola de rechazo por parte de políticos y expertos conservadores de todo el país.  

secret-meeting-with-maduro
Funcionarios de la Casa Blanca de Biden se reunieron con Maduro este fin de semana. (EFE)

Partido Republicano de Florida lidera la carga contra la distensión Biden-Maduro

Con una de las poblaciones venezolano-americanas más altas del país, no es de extrañar que todos los principales republicanos de Florida hayan expresado su firme oposición a las negociaciones de Biden con el régimen chavista. 

El gobernador Ron DeSantis, a través de Twitter, dijo el domingo que “es un error que la administración Biden pida petróleo a Venezuela y legitime el régimen comunista de Maduro durante una visita oficial”.

Should Biden Take a Cognitive Test to Remain in Office?*
This poll gives you free access to our premium politics newsletter. Unsubscribe at any time.
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

El senador Marco Rubio, que ha mantenido una feroz oposición a los regímenes autoritarios de América Latina a lo largo de su carrera, ha hecho varias críticas al aparente plan de Biden para restablecer las relaciones económicas con el régimen chavista. Rubio ha publicado numerosos tuits arremetiendo contra el acercamiento, diciendo que la reunión ha sido un “enorme impulso de relaciones públicas para [el] Régimen de #Maduro” y que el encuentro ha sido una “traición desmoralizadora” para quienes se han opuesto al régimen chavista.

El senador Rick Scott también atacó la reunión secreta de la administración Biden en Caracas, diciendo que “lo único que la administración Biden debería estar discutiendo con Maduro es el momento de su renuncia. Nicolás Maduro es un tirano genocida al igual que Putin” también recordó a la administración que Maduro ha ayudado a “narcoterroristas que trabajan para desestabilizar a Colombia y a LATAM”.

Hasta el momento de la publicación de este artículo, ninguno de los principales candidatos demócratas a gobernador o senador ha emitido ninguna declaración ni ha publicado ningún tuit abordando la reunión secreta con Maduro por parte de funcionarios del Gobierno de Biden.



Políticos conservadores critican que Biden dependa del petróleo de las dictaduras y piden que se aumente la producción nacional de petróleo

Miembros del Partido Republicano de Florida no fueron los únicos que criticaron la reunión secreta entre Estados Unidos y Maduro, ya que una serie de políticos conservadores y expertos de todo el país también arremetieron contra las perspectivas de reducir las sanciones a cambio de petróleo venezolano.  

Expertos y analistas también cuestionaron la utilidad de la reunión secreta con Maduro

La reunión secreta no solo ha sido criticada por políticos y expertos conservadores, sino que analistas políticos y expertos en petróleo también han condenado directamente la medida o han cuestionado los efectos positivos que tendrá la importación de petróleo venezolano en el mercado americano.

Ryan Berg, miembro del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales, calificó la iniciativa de “error estratégico”. Berg dijo en un hilo de Twitter que la decisión de priorizar el petróleo extranjero sobre el nacional es “políticamente desagradable”. Se preguntó de qué manera la compra de petróleo de Venezuela reduciría realmente la influencia rusa y la asistencia militar al régimen chavista, y también destacó el terrible historial ecológico de PDVSA.

También se ha cuestionado la cantidad de petróleo que podría exportar Venezuela a Estados Unidos. En una entrevista con Americas Quarterly, el experto en política energética Francisco Monaldi dijo que la industria petrolera de Venezuela tiene muy poco potencial para reemplazar los 7 millones de barriles diarios que exporta Rusia, lo que significa que “la producción adicional de Venezuela sería irrelevante para compensar una gran interrupción de las exportaciones rusas”. Monaldi también dejó claro que habría “muy poco” efecto en los precios de la gasolina que pagan actualmente los consumidores americanos.


Ian Bremmer, presidente de la firma de riesgo político Eurasia Group, también tuiteó una crítica mordaz a las conversaciones secretas de la Administración Biden con el régimen chavista, diciendo que él “apoyaría la expansión de la producción de petróleo y gas de Estados Unidos mucho antes de reconocer al gobierno ilegítimo de Maduro en Venezuela. Los aliados de Estados Unidos en toda América Latina seguramente están de acuerdo con esto”.

Previous Article
Petróleo, El American

¿Cómo las sanciones a Rusia afectan el precio del petróleo?

Next Article
barr-trump

Exfiscal general Bill Barr y Trump en disputa pública sobre alegaciones de fraude en 2020

Related Posts
Total
0
Share