fbpx
país tercermundista

¿Qué es realmente un país tercermundista?

Conocer qué es un país tercermundista nos permitirá entender en qué dirección va el mundo y cuál es la importancia del progreso a nivel global.

En los últimos años, hablar de pobreza, subdesarrollo, retraso e involución nos lleva muchas veces a pensar en naciones que aún no ofrecen la calidad de vida deseada para la mayoría de su población. Conocer qué es un país tercermundista nos permitirá entender cuál es la importancia del progreso a nivel global y su implicación en las economías.

¿Qué es el tercer mundo?

El tercer mundo es un término utilizado para hacer referencia a naciones con bajos niveles de ingresos y donde, además, se registran altos índices de desempleo y pobreza, así como infraestructuras de mala calidad, sistemas de salud pública deficientes y otras variables relacionadas con el progreso. En pocas palabras, se trata de una denominación que mide el desarrollo de la vida humana con factores cuantitativos sobre la calidad de vida de sus habitantes.

Origen del tercer mundo

El término «tercermundismo» surgió con un enfoque diferente en sus inicios, en el marco de la Guerra Fría. La clasificación de las naciones no era por su desarrollo en materia económica, sino por su adhesión a ideas del capitalismo o el comunismo.  

El creador del término «país del tercer mundo» fue el francés Alfred Sauvy, quien, en 1952, en su artículo Tres mundos, un planeta, identificó a un grupo de países, previamente colonias, que no compartían ni las ideas americanas ni las soviéticas.

En el texto, habla de los países de África, Asia y América Latina como «ignorados, explotados y despreciados», a los que supuestamente el primer mundo (capitalista) y el segundo mundo (comunista) no le prestaban atención.

How many people signed the Declaration of Independence?*
This poll gives you free access to our premium politics newsletter. Unsubscribe at any time.
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Los del primer mundo eran aquellos que se destacaban por estar altamente industrializados y tener ideas capitalistas que, en esa oportunidad, eran mayormente defendidas por países del bloque occidental, como Estados Unidos, Europa Occidental, Japón, Canadá, Corea del Sur, Australia y New Zealand.

Las naciones del segundo mundo eran aquellas que respaldaban el comunismo y formaban parte del bloque del este, como la Unión Soviética, Europa Oriental, China, Cuba y Corea del Norte.

Los del tercer mundo, en cambio, estaban ubicados principalmente en Asia, África y América Latina, y no se habían aliado a ninguno de los bandos mencionados.

Después de la Guerra Fría, las cosas han cambiado y el significado original de «tercer mundo» ya no se percibe del mismo modo. En la actualidad, hay quienes lo consideran un término despectivo porque la característica unificadora de estos países era la pobreza (y la colonización), por lo que el término se convirtió en una generalización para describirlos.

¿Qué es realmente un país tercermundista?
El exterior de la Bolsa de New York, USA. (EFE)

De hecho, si hablamos de tercermundismo, según la Real Academia Española, nos referimos a algo «de calidad muy deficiente», según una de sus acepciones.

Recientemente, ha aparecido el término «cuarto mundo» para referirse a países o naciones pequeñas que están excluidas del sistema político, social y económico. Es decir, se refiere no solo a lugares con una baja calidad de vida, como Haití, Yibuti o Senegal, sino a aquellos que ni siquiera son reconocidos como Estados.

Características de un país tercermundista

Los considerados países del tercer mundo tienen como principales características los altos niveles de pobreza, los bajos niveles de industrialización y un mal desempeño en indicadores económicos y sociales, vistos en comparación con los países considerados del primer mundo.

A los países tercermundistas también se los conoce como países subdesarrollados o en «vías de desarrollo».

Los países del tercer mundo pueden tener recursos naturales abundantes y presentar todas las condiciones necesarias para ser una nación rica, pero el excesivo control del Estado, el proteccionismo, las trabas a la empresa privada, la burocracia y la corrupción impiden el desarrollo y la construcción de empleo. Esto, a su vez, ocasiona que la situación de empobrecimiento o subdesarrollo se perpetúe.

Por lo general, son naciones que suelen tener características en común como una devaluación constante de su moneda, altos niveles de inflación, un gasto del Estado mayor a sus ingresos, inestabilidad política y económica, desabastecimiento, altos niveles de corrupción, burocracia, etc.

Otras características de los denominados países del tercer mundo son la inequidad de acceso a derechos humanos universales, la tasa de desempleo en aumento con sueldos disminuidos, el incremento del trabajo informal y la explotación laboral, la devaluación de la moneda local, la falta de inversiones, entre otros factores.

En 1965, el geógrafo Yves Lacoste escribió el texto Geografía del subdesarrollo e indicó algunas características del entonces llamado «tercer mundo». Para Lacoste, la insuficiencia alimentaria, el alto porcentaje del analfabetismo, las enfermedades de masas, la industrialización incompleta y la amplitud del crecimiento demográfico son factores presentes en los países en vías de desarrollo.

Clasificaciones actuales de los países

Aunque no existe un consenso mundial sobre la mejor calificación para el término tercer mundo, existen algunos criterios para considerar que un país está en vías de desarrollo: 

Organización de las Naciones Unidas

A través de su Índice de Desarrollo Humano (IDH), el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) divide a los países en cuatro niveles de desarrollo: muy alto, alto, medio y bajo.

Se trata de un estudio que calcula la media del progreso de un país en tres aspectos básicos del desarrollo humano: una vida larga y saludable de su población; tasa de alfabetización de adultos y las tasas brutas de matrículas educativas y el nivel de vida de la población, medido por el producto interno bruto (PIB) per cápita en dólares americanos.

Fondo Monetario Internacional

Según el Fondo Monetario Internacional (FMI), los estados se clasifican en economías avanzadas, economías emergentes y en desarrollo.

Cuando el FMI habla de economías avanzadas se refiere a los países que presentan un nivel de PIB superior a los 20,000 dólares per cápita, mientras que las economías emergentes o países en desarrollo son aquellas que tienen un nivel bajo de PIB per cápita.

Banco Mundial

Según el Banco Mundial (BM), los países se clasifican según su renta media anual en países de ingresos bajos, ingresos medianos bajos, ingresos medianos altos e ingresos altos.

La clasificación del Banco Mundial está determinada por dos factores: el ingreso nacional bruto per cápita del país y el umbral de clasificación que se ajusta anualmente según la inflación.

Países del primer mundo y del tercer mundo

Tal y como comentamos anteriormente, no hay una lista exacta establecida para definir a los países por este tipo de clasificación, sin embargo, existen algunos ejemplos para reconocer a aquellos países desarrollados que en la actualidad son considerados del primer mundo y representan entre el 15 y 20 % de la población mundial.

Noruega, por ejemplo, es uno de los países con el PBI más alto del mundo, lo que la convierte en una nación muy desarrollada. Este país europeo ofrece a su población un servicio de salud y de educación de calidad con una esperanza de vida promedio alta de 83 años.

Estados Unidos tiene la economía más grande y desarrollada del mundo, con un alto índice de alfabetización y de acceso a la salud. Irlanda es otra de las naciones con mayor desarrollo gracias a su alto PIB per cápita y a sus excelentes sistemas de educación y de salud.

¿Qué es realmente un país tercermundista?
Los afganos que planean huir del país o necesitan dinero en efectivo para comprar comestibles y alimentos recurren a vender sus artículos para el hogar, ya que la economía del país está en ruinas debido a la incertidumbre Kandahar (Afganistán). (EFE)

Por otro lado, países como Afganistán, Albania y Angola lideran el perfil de países en vías de desarrollo, pues el ingreso per cápita es de entre $200 y $2,100 dólares. 

Según la definición del FMI, hay 152 países en desarrollo con un 85,22 % de la población actual. Incluye el Caribe, toda América Central y del Sur, toda África, casi todos los países asiáticos y muchos otros estados insulares.

En cambio, Burundi, un país africano, tiene un ingreso anual per cápita de $230. Esto la hace una de las naciones más pobres del mundo; Afganistán tiene un ingreso per cápita de $500, mientras que el ingreso per cápita de Somalia es de $420.

Es así como con el paso del tiempo el mundo ha decidido catalogar a los países dependiendo de su nivel de desarrollo tomando en cuenta factores económicos, políticos y sociales. Los países del primer mundo siguen marcando la pauta del progreso, mientras que aquéllos más ligados al comunismo van quedando rezagados en pleno siglo 21 donde la industrialización, la inversión en grandes tecnologías y la creación de empleo han demostrado ser el camino a seguir para lograr el liderazgo global.

Entra aquí para descubrir las noticias más relevantes del momento con el análisis de nuestros expertos.

Previous Article
WHO - El American

La OMS se dispone a recomendar a todos los países que adopten los confinamientos COVID

Next Article
AMLO

¿Por qué AMLO tiene 63% de aprobación?

Related Posts
Total
11
Share