fbpx
Saltar al contenido

¿Quién es Jeff Bezos, el multimillonario fundador de Amazon?

Fotografía de la fachada de una de las sedes de Amazon

Contenidos

Todos hemos comprado alguna vez por Amazon. Desde electrodomésticos, pasando por ropa, incluso muebles y decoraciones para el hogar. Y es que la compañía ha crecido tanto en los últimos años, que venden todo lo que puedas imaginar.

¿Quién es el responsable de haber construido una de las compañías más grandes del mundo?  ¿Cómo logró llevar a Amazon hasta la cima y convertirlo en un referente mundial del comercio electrónico? Si quieres saber las respuestas, sigue leyendo hasta el final porque, hoy, en El American, te contamos todo sobre su fundador, Jeff Bezos.

Así que ponte cómodo y prepárate para conocer una de las historias de éxito más impresionantes que vas a escuchar jamás, ¡empecemos!

El origen de Jeff Bezos 

El creador de Amazon y Blue Origin, y propietario de The Washington Post, es un empresario y magnate americano nacido en Albuquerque, Nuevo México (USA) el 12 de enero de 1964. 

Sus padres son Miguel Bezos, de origen cubano, y Jacklyn Gise. Anteriormente, su madre tuvo una relación con Ted Jorgensen, el padre biológico de Jeffey, pero la pareja solo estuvo junta unos pocos meses después del nacimiento de su hijo.

"*" señala los campos obligatorios

Is the Mar-A-Lago raid an unjust witch hunt?*
This poll gives you free access to our premium politics newsletter. Unsubscribe at any time.
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Jeffrey Preston Bezos pasó gran parte de su infancia aprendiendo del oficio del campo, en un rancho de Texas, propiedad de sus abuelos maternos. Allí comenzó a entrenar sus habilidades gerenciales sin saberlo, con juegos de cálculo y probabilidades para combatir el aburrimiento.

Su abuelo, Lawrence Gise, le legó su amor por la ciencia y el espacio, y lo ayudó también a descubrir su habilidad para la mecánica. Bezos fue descrito como un niño brillante, ingenioso e inconformista, interesado por la mecánica de los aparatos electrónicos y en la tecnología espacial. 

Esta pasión le daría a Jeff la capacidad para no solo convertirse en CEO de Amazon, sino también viajar al espacio mediante su propia nave: el Blue Origin New Shepard.

Se casó con MacKenzie Scott en 1992 y tuvieron cuatro hijos. Junto a su esposa, despegó su primera startup en Seattle, tras convertir el garaje de su casa en su primera oficina.

Allí puso en marcha una venta de libros electrónicos y en 1995 concretó su primer pedido. Sin saberlo, Bezos estaría en camino a ser el presidente ejecutivo de una de las empresas más importantes del mundo.

En 2018, según la revista Forbes y Bloomberg, Jeffey se convirtió en el hombre más rico del mundo y fue la primera persona en superar los 100,000 millones de dólares. 

Meses después, Amazon Prime pasó las 100 millones de suscripciones pagas. En septiembre de 2018, la compañía se valoró en un trillón de dólares y se transformó en la segunda compañía en lograrlo, por detrás de Apple.

A finales de 2018, la empresa anunció el incremento del sueldo mínimo en su empresa a $15 por hora. Sin embargo, a pesar de estas acciones, la compañía recibió algunas críticas negativas por las condiciones laborales, lo que provocó malestar y tensión al respecto.

Un año después, en 2019, las riquezas de Jeff fueron superadas por Bill Gates, el dueño de Microsoft, y también ese mismo año anunció su separación de su esposa MacKenzie. Actualmente, su pareja es Lauren Sánchez, presentadora de noticias y reportera de entretenimiento.

Ese mismo año creó una empresa llamada Haven, junto con Warren Buffett y Jamie Dimon. La compañía tiene por objetivo mejorar el sistema de atención médica. 

Más tarde, en 2020, obtuvo el primer puesto en la lista anual de multimillonarios de la revista Forbes, con un patrimonio neto de 113,000 millones de dólares. Jeff estaría por delante de otras grandes personalidades, como Elon Musk.

En febrero de 2021, Bezos dejó el cargo de director ejecutivo de Amazon, después de 27 años de haber fundado la empresa. El cargo fue tomado por Andy Jassy, jefe de la división de computación en la nube de Amazon.

Fundación de Amazon 

Bezos vivió un tiempo en Houston, donde cursó desde el 4.º al 6.º grado de primaria. Luego, su familia se mudó a Miami, donde estudió en la Miami Palmetto Senior High School

Obtuvo su título universitario de Ciencias de la Computación e Ingeniería Eléctrica en la Universidad de Princeton, en 1986. Poco después de egresar de la universidad, recibió ofertas de trabajo de grandes empresas, como Intel, Bell Labs, Andersen Consulting

Su trayectoria profesional previa a la fundación de Amazon se resume en su cargo como jefe de desarrollo y director de servicio al cliente en Fitel, gerente de producto en Bankers Trust y vicepresidente senior de DE Shaw & Co. Además, formó parte del equipo informático de The Wall Street.

Fundó su primer emprendimiento el 5 de julio en Bellevue, Washington, bajo el nombre de Cadabra y, posteriormente, Relentless, antes de llamarlo Amazon en 1995. Esto luego de pasar meses en su garaje desarrollando su software con un reducido grupo de trabajo.

Bezos vio el potencial del e-commerce y, en primera instancia, Amazon fue una librería virtual. Desarrolló mejoras en su interfaz, creó un catálogo con distintas editoriales y la facilidad para que el público comprara a través de su portal.

El lanzamiento de su negocio fue realmente exitoso. Al principio, Amazon no tuvo ningún tipo de promoción y, a pesar de eso, concretó ventas en todo el país. Debido a esto, la compañía obtuvo un crecimiento inesperado.

El éxito de su emprendimiento 

Luego de un exitoso lanzamiento, Amazon logró vender libros en todo Estados Unidos y captó ventas en 45 países durante su primer mes. Al segundo mes ya reportaban 20,000 dólares en ventas por semana.

Muchas compañías de venta física se pasaron a la venta digital al ver el potencial de Amazon, pero luego de dos años, la empresa de Bezos ya era líder en el comercio en línea.

La oferta de Amazon se diversificó. Empezaron a ofrecer CD, ropa, juguetes, accesorios para el hogar, muebles, objetos para el cuidado personal, accesorios para mascotas, artefactos para hacer deporte y más tipos de productos.

A finales de los 90, la empresa salió a la bolsa con un valor aproximado de 300 millones de dólares.

Bezos siguió innovando y diversificando su negocio. Además de lanzar su propia plataforma de contenidos por suscripción en 2013, llamada Amazon Prime Video, desarrolló su propia tarjeta de crédito y los sistemas Amazon Financing, Amazon Pay, Cashbacks, entre otros.

Ese mismo año adquirió el prestigioso e histórico periódico The Washington Post. Lo compró por 250 millones de dólares, que para ese momento representaba solo 1 % de su fortuna, que en ese entonces era de unos 25,000 millones.

Con el avance de las tecnologías digitales y los cambios en el comportamiento del consumidor, la gran compañía del e-commerce sigue innovando y tomando la ventaja frente a su competencia a través de su plataforma Amazon Web Services, cuyo éxito se refleja en la atención de miles de clientes.

Siguiendo con la línea de innovar diversos aspectos de la compañía, lanzó el Kindle, un artefacto tecnológico capacitado para leer libros digitales. Además de otros dispositivos conectados al asistente virtual de la empresa: Alexa.

La compañía ha logrado tanto éxito internacional que, gracias a eso, Jeff puede ocuparse de sus otros negocios. Anualmente, vende las acciones de Amazon por un valor aproximado de 1,000 millones de dólares. Esto con la finalidad de financiar Blue Origin, su compañía aeroespacial, fundada a principios de los 2000.

Con este proyecto, Bezos pretendía desarrollar cohetes que pudieran hacer viajes comerciales hasta el espacio. Una meta que alcanzó el 20 de julio de 2021, cuando fue con su hermano y otros 2 turistas espaciales, con total éxito, al espacio sin piloto y acompañado por una tripulación totalmente civil.

Sus ambiciones no se quedan ahí. Jeff quiere llegar a la luna e instalar una base permanente que sirva como servicio de mensajería, muy parecido al gigante Amazon.

6 claves gerenciales de Jeff Bezos

Ya conoces la historia del fundador de una de las compañías más grandes del mundo. Bezos, sin duda, es una mente brillante, llena de ambición, innovación y excelencia. Pero ¿cuáles fueron las claves que lo llevaron a alcanzar el éxito

En El American te contamos algunas de las claves gerenciales que catapultaron a Bezos al éxito comercial con cada uno de sus proyectos:

No competir por precios, sino por la personalización de la experiencia

La personalización de la experiencia es la clave para mantener a los clientes satisfechos y Bezos lo sabe muy bien porque tiene años implementando este modelo gerencial en su compañía. 

Mientras más personalizada sea su atención, más fiel serán a tus productos. Por esta razón, cuando se personaliza la experiencia, la estrategia de precios pasa a un segundo plano.

Para satisfacer las necesidades de los clientes es importante lograr una innovación constante en tus productos o tus servicios, ya que la invención se relaciona mucho con la buena experiencia del consumidor. 

Para ello es fundamental hacerse las siguientes preguntas: 

  • ¿Esta será la mejor decisión para el consumidor?
  • ¿Hay alguna manera de modificar este producto o servicio para una mejor experiencia?
  • ¿Lo que ofrecemos cumpliría con las expectativas del cliente?
  • ¿Hay alguna manera de encontrarle una solución a este problema?
Mano de obra y la regla de las dos pizzas

Otras de las claves extraordinarias de la empresa ha sido emplear la regla de las 2 pizzas. ¿Qué significa esto? Es una herramienta creada por Bezos relacionada con la dinámica del equipo de trabajo. La técnica consiste en que el equipo debería ser lo suficientemente pequeño como para poder alimentarse con 2 pizzas.

Una norma muy curiosa, ¿cierto? La verdad es que es una técnica que busca la colaboración, eficiencia, escalabilidad y la operatividad en todos los sentidos. En cuanto a la colaboración, sabemos que los equipos pequeños necesitan ayuda entre sí para poder alcanzar los objetivos.

Un equipo debe ser escalable porque debe tener la capacidad de adaptarse y responder ante su propio rendimiento y, por supuesto, debe seguir en crecimiento continuo en beneficio de la organización.

Por último, pero no menos importante, la eficiencia también es crucial porque los equipos deben aprender a autogestionarse y dedicarse a ejecutar las acciones.

Vigilar a la competencia

Si bien es cierto que la competencia no puede girar en torno a nuestras decisiones, siempre es relevante saber qué les está funcionando a ellos que a nosotros no. Esto se hace con el fin de mejorar en el servicio y la atención al cliente, ya que podemos estar haciendo algo mal, sin saberlo, y en un abrir y cerrar de ojos el consumidor puede casarse con la competencia.

Vigilar a la competencia también puede ser una motivación para mejorar e innovar en ciertas áreas de la empresa y así pulir la atención al cliente que, al final, es lo más valioso para que los negocios se mantengan en el tiempo.

Pulir la atención al cliente

El éxito de sus negocios, sin duda, no pasa desapercibidos por este gran detalle que, aunque parezca pequeño, es la base de cualquier compañía exitosa. Muchas empresas se basan en sus competidores, en lugar de hacerlo con sus clientes. Ahí está el grave error. 

La obsesión de que el cliente tenga el mejor servicio es uno de los pilares en la carrera empresarial de Bezos. Se dice que, en las reuniones, él incorporaba una silla vacía que ocupaba el cliente. Con lo cual, le recordaba a sus empleados que siempre había que pensar en el consumidor.

Durante un congreso, el magnate dijo la siguiente frase: «Los clientes siempre están maravillosamente insatisfechos. Un deseo constante de deleitar a los clientes nos impulsa a inventar constantemente en su nombre».

En distintas oportunidades, en Amazon se tomaron decisiones que pusieron en riesgo a la compañía para beneficiar a los clientes.

Visión a futuro e identificar el potencial

Bezos siempre fue un visionario y, de hecho, no hay nada mejor que tener una visión a futuro y metas empresariales a largo plazo. Las proyecciones al futuro de las nuevas tecnologías son importantísimas, y Amazon ya ha dado indicios de que traen muchos beneficios. 

Primero, invirtió en la inteligencia artificial (IA) para que esta fuera parte de todos los departamentos. No solo eso. La compañía fue más allá e introdujo el sistema de IA a los clientes que tuviesen Amazon Web Services. 

Además, la empresa siempre es optimista al futuro y muy fiel a su filosofía del primer día, la cual se basa en que, a pesar de que la compañía tiene más de 27 años en el mercado y que para muchos es considerado un negocio sólido y de gran trayectoria, para Jeffrey esto solo es el comienzo de algo grande.

Sin duda alguna, esta es una mentalidad grandiosa y aspiracional que te permite siempre ir por más y no quedarte estancado en una zona de confort.

La cultura organizacional

Crear una cultura empresarial es importante para que los negocios se mantengan a largo plazo. El mejor ejemplo de esto es Amazon, ya que sigue funcionando sin ningún problema a pesar de que Bezos ahora está más ocupado con otros proyectos.

Jeff dejó la compañía con 16 principios de la cultura de Amazon, que marcan la forma de pensar y de ejecutar las acciones en la empresa y que, sin duda, todos sus trabajadores conocen y emplean a la perfección.

Esos principios son los siguientes: 

  1. La pasión por el cliente.
  2. Ser responsables y comprometidos.
  3. Inventar y simplificar.
  4. Los líderes tienen la razón muchas veces.
  5. Aprender y ser curiosos.
  6. Contratar y hacer crecer a los mejores.
  7. Insistir en los estándares más altos.
  8. Pensar en grande.
  9. Tener iniciativa.
  10. Lograr más con menos.
  11. Ganar la confianza de los demás.
  12. Profundizar.
  13. Tener determinación.
  14. Obtener resultados.
  15. Ser el mejor empleador.
  16. Ser exitosos requiere una gran responsabilidad.

Interesante, ¿no? Sin duda, la visión de Bezos se trasladó a la cultura organizacional de la empresa de una forma extraordinaria. Por esta razón, Amazon destaca con su identidad y, hoy en día, es un referente global.

Ahora que conoces la maravillosa historia de Jeff Bezos, puedes inspirarte en su ejemplo para emprender tu negocio. Recuerda que puedes suscribirte al newsletter para recibir nuestro contenido. ¡Te esperamos!

Total
0
Share