fbpx

Crónica de una “victoria virtual” anunciada

En esta democracia hay unos tiempos, y la ley electoral estadounidense dice que el 8 de diciembre se termina el conteo de votos y el 14 de del mismo mes vota el Colegio Electoral

Por Sofy Casas:

Desde que se cerraron las urnas para la elección presidencial el pasado 3 de noviembre del 2020 en los Estados Unidos, se empezaron a notar unos sucesos bastantes confusos en cuanto al conteo de votos se refiere. Las denuncias presentadas por parte de la campaña del presidente Donald Trump sobre los hechos lamentables del “supuesto fraude” en las balotas de la votación por correo, pusieron en jaque al mundo entero de solo llegar a pensar que fue vulnerado el sistema electoral de la nación mas democrática del mundo y ejemplo mundial de fortaleza y estabilidad en sus instituciones.

Lo que más causa curiosidad sobre estos hechos, es que aparecieron votaciones de personas que fallecieron en 1894, balotas de votación que llegaban a nombre de las personas que habitaban anteriormente en las viviendas que ya están ocupadas por otras familias, personas votantes que ya no pertenecían a esos Condados, y lo más sorpredente, es que la campaña del presidente Donald Trump denuncia en una rueda de prensa en Pennsylvania, que el padre del actor, Will Smith, votó dos veces desde el cementerio. ¿Desde cuándo los muertos votan en Estados Unidos?

El presidente Donald Trump en rueda de prensa también dijo que venía denunciando sobre la posibilidad de fraude electoral a través de la votación por correo —situación que los demócratas le insistían a sus electores para votaran por correo sí y no presencialmente bajo la excusa de la pandemía—. ¿Acaso no existen los protocolos de bioseguridad y distanciamiento social para ir a votar presencialmente?

Estoy por pensar al estilo teoría de conspiración de que todo lo referente al Covid-19 fue acordado con China para tumbar las leyes tanjantes del presidente Trump sobre negocios con esta dictadura, de comprarles su mano de obra que es más barata, al él promover e impulsar más la industria americana. Los grandes industriales estadounidenses pudieron haberse prestado para este juego y así lograr productos más baratos desde China sabiendo que en Estados Unidos la mano de obra es mucho más costosa. ¿Se acabará la pandemia si confirman que Joe Biden es el presisente? “Piensa mal y acerterás” dice el dicho.

Ante los hechos expuestos anteriormente, me preocupa que en el país de la democracia más sólida del mundo se llegue a afectar a una institución tan querida por los estadounidenses como lo es el Servicio Postal de Estados Unidos (United States Postal Service – USPS), al verse involucrada en el escándalo del fraude electoral denunciado por la campaña Trump por manipulación a las balotas que llegaban a ese correo, y de la cual dicen tener pruebas  que serán debidamente entregadas a la Corte Suprema Justicia para ser analizadas.

Victoria virtual, Elecciones EEUU, Estados Unidos
(Facebook)

En la rueda de prensa de la campaña Trump en Nevada y Pennsylvania, se presentaron testimonios de personas denunciando fraude a sus votos (sobre todo en Nevada) con marcadores marcadores Sharpie que no fueron leídas por la máquina electoral contadora de los votos, entre otras irregularidades. Dichos denunciantes, que son muchos, están dispuestos a ir a declarar esto ante la Corte Suprema de Justicia de los Estados Unidos para ayudar al presidente candidato, pero hay otros que reportaron que al salir en cadena nacional, han sido amenazados por denunciar un supuesto fraude.

Lo que me parecería bastante abrumador es que las políticas de hostigamiento, fraudes electorales y amenzas a los votantes que reportan irregularidades como los de países como Venezuela, Cuba, Nicaragua y Colombia, lleguen al país de la transparencia y de las instituciones incorruptibles.

El presidente Donald Trump ha estado gobernando durante cuatro años teniendo en contra al famoso establishment y a los medios de comunicación tradicionales de Estados Unidos, y hasta las redes sociales como Twitter y Facebook que se han prestado para el juego de aplicarle la ley mordaza a un presidente. Los medios fueron capaces de interrumpir al dejar de transmitir su rueda de prensa cuando le decía al mundo entero que se había fraguado un fraude porque si se contaban las balotas legales, él ganaría con una mayoría absoluta.

Queda por decir que la batalla del presidente Donald Trump apenas comienza, porque hay un proceso legal en curso, donde todavía se puede decir que ni Biden ni el mandatario tienen la victoria. En esta democracia hay unos tiempos, y la ley electoral estadounidense dice que el 8 de diciembre se termina el conteo de votos y el 14 de del mismo mes vota el Colegio Electoral. Recuerden que en Estados Unidos no pone presidente el voto popular, sino el Colegio Electoral.

A los medios de comunicación afines a los progresistas y al temible establishment toca decirles que le están imponiendo presidente a esta gran nación donde su gente todavía cree en la democracia, logrando aumentar aún más la polarización y la división que hoy estamos viviendo.

Por el momento Joe Biden es el presidente virtual elegido por una fracción del cuarto poder al servicio de la izquierda internacional donde una Corte Suprema de Justicia y su Colegio Electoral no han dado la última palabra.

God Bless America!


Sofy Casas es activista política y columnista de opinión. @SofyCasas_

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article

La agonía de Occidente (II). Una dolorosa introspección

Next Article

Desafíos de la islamización de Europa

Related Posts
Total
0
Share