fbpx
Bide, Kamala Harris, Renunciar

Biden dice que ante un “desacuerdo” con Kamala podría renunciar

El favor de Obama y Clinton no fue suficiente, Biden tenía que hacer compromisos con aquellos que se oponen a los principios fundamentales de libertad económica que hicieron a Estados Unidos grande

En una aparente inocente pregunta hecha en una entrevista realizada a Joe Biden y a Kamala Harris sobre cómo resolverían sus diferencias de gobierno, Biden respondió: «Como le dije a Barack antes, si alguna vez llegamos a un desacuerdo fundamental basado en nuestra moral, me enfermaré de algo y diré que tengo que renunciar».

Aunque naturalmente lo dijo a modo de broma, este chiste no deja de revelar una triste verdad. Biden está demasiado viejo y es Kamala se ve cada vez más fuerte y con más poder.

Basta con ver el nombramiento del gabinete de Biden, que fue sometido al escrutinio de Harris, para dimensionar la cantidad de concesiones que un tipo, otrora moderado, tuvo que hacer para ganar la presidencia.

Las palabras son importantes y más en un contexto previo a asumir el cargo más importante del mundo: la presidencia de los Estados Unidos. Detrás de un chiste inocente hay una pregunta seria tras la que se encuentran cientos de buitres en la política intentado descifrar a quién alaban ¿a Biden o a Kamala?

Biden no es un tipo radical ni extremista, solo un hombre demasiado débil como para poder impulsar una idea propia, por eso tuvo que refugiarse en las de los progresistas. Los beneplácitos de Obama y Clinton no fueron suficientes, también tenía que hacer compromisos con aquellos que se oponen a los principios fundamentales de libertad económica que hicieron a Estados Unidos grande, los socialistas “demócratas”.

Seguro que luchar contra el cambio climático, la injusticia social y las disparidades de género son causas loables, lo que no es loable es crear un discurso atacando al sector productivo de los Estados Unidos, responsabilizándolo de injusticias que tradicionalmente ha causado el gobierno y que los propios demócratas han sido cómplices.

¿Cuántas concesiones no hará por aspirar a ganar las próximas elecciones? ¿Cuántos programas inútiles y costosos pero con un nombre bonito y justiciero aprobará? (EFE)

Es aquí donde cabe preguntarse entonces: si Black Lives Matter vuelve a manifestarse causando disturbios y robos en los pequeños negocios ¿Biden no hará nada si Kamala se lo pide? Si el Green New Deal de Ocasio-Cortez resulta extremadamente costoso para el Bolsillo de los estadounidenses ¿Biden no hará nada por orden de su vicepresidente?

Y eso es exactamente lo que nos preocupa, que Biden no haga nada sin la autorización de su vicepresidente. Aunque naturalmente Presidente y vicepresidente deben ser una dupla, no se espera nunca que el presidente le pida autorización al vicepresidente para tomar una decisión, o incluso que el vicepresidente tenga que estar enterado de todo lo que el presidente está haciendo.

Un presidente debe ser una persona con independencia política e intelectual, alguien a quien no le dé miedo gobernar sin importar la impopularidad de las decisiones. El inocente chiste de Biden tal vez sea el anuncio de un gobierno de un hombre sometido al ideario progresista, sin siquiera él mismo estar convencido de lo que está apoyando.

¿Cuántas concesiones no hará por aspirar a ganar las próximas elecciones? ¿Cuántos programas inútiles y costosos pero con un nombre bonito y justiciero aprobará? ¿Cuántos discursos de resentimiento y victimistas condonará e incluso dará? Todo por complacer a su vicepresidente que está convencida que sin su ola de millenials furibundos Biden nunca hubiera podido siquiera aspirar a vencer a Trump.

Si sleepy Joe no despierta, a Estados Unidos le espera un mandatario débil que necesita autorización para tomar decisiones. Si Biden no es capaz de frenar a sus subordinados mucho menos lo hará con Rusia, China, Irán, Venezuela, Corea del norte, Isis, Boko Haram y toda la sarta de desquiciados que siempre aprovechan para hacer de las suyas cuando a la cabeza de la nación más poderosa del mundo hay un hombre inequívocamente débil al mando.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
López Obrador

Pemex informará de contratos por 18 millones de dólares que favorecen a prima de López Obrador

Next Article
RMB DOLAR

China, el brazo de los narcotraficantes para mover millones de dólares

Related Posts
Total
1
Share