fbpx

¿Cuántos afganos se quedaron atrás? Nadie lo sabe

El Departamento de Estado admitió que la mayoría de los aliados afganos se han quedado atrás y ahora están a merced de los talibanes

[Read in English]

La desastrosa retirada americana de Afganistán ha terminado. Dos semanas de transporte aéreo desde el aeropuerto internacional de Kabul bajo la ominosa mirada de los talibanes terminaron pocos días después de que el ISIS-K lanzara un devastador ataque terrorista que dejó 13 soldados americanos y cientos de afganos muertos. Sin embargo, a pesar de las afirmaciones de la administración de que el puente aéreo fue un éxito, cada vez está más claro que miles de aliados afganos que recibieron la aprobación para venir a Estados Unidos se quedaron atrás, con su destino en manos de los talibanes.

Según funcionarios del Departamento de Estado, la mayoría de los afganos a los que se les aprobó un SIV (Visado Especial de Inmigrante) no habían sido evacuados de Afganistán, y el funcionario dijo que, aunque el Gobierno americano no tiene datos precisos sobre quiénes quedaron tras las líneas enemigas, estiman que “la mayoría” de los afganos aprobados para el SIV no han sido evacuados del Afganistán ahora controlado por los talibanes.

afghanistan
Estados Unidos realizó una evacuación caótica y apresurada tras la caída de Kabul en manos de los talibanes. (EFE)

Estimaciones divergentes

Según las cifras oficiales, Estados Unidos y sus aliados evacuaron a un total estimado de 123,000 personas de Afganistán, entre extranjeros, aliados afganos y sus familiares directos. Sin embargo, el Gobierno americano aun no ha publicado datos detallados sobre la composición de los evacuados.

Los afganos que habían trabajado con el Ejército americano durante estos últimos veinte años tenían la opción de solicitar un SIV, que les permitiría abandonar su país y reasentarse en Estados Unidos, muchos traductores y aliados afganos lo hicieron para evitar los castigos mortales que los talibanes infligían a los aliados afganos que tenían la desgracia de caer en sus manos.

El hecho de que la mayoría de los afganos que habían iniciado el proceso legal y tedioso para conseguir la entrada legal en Estados Unidos se quedaran atrás, mientras que hay informes de que los afganos que no tenían papeles consiguieron salir del país, es un testimonio de la naturaleza caótica de la evacuación de Kabul.

Se calcula que, hasta mayo de 2021, entre 18,000 y 20,000 afganos habían solicitado visados SIV. Políticos y defensores de ambos lados del espectro político habían empezado a presionar a la administración Biden para que agilizara el proceso del SIV, con el fin de garantizar la seguridad de los afganos que habían ayudado al esfuerzo americano en Afganistán.

afghan-translators
Miles de aliados afganos han quedado en manos de los talibanes. (EFE)

Biden fue advertido

Ya en junio, el senador Bob Menéndez (D-NJ), que es el demócrata de mayor rango en el Comité de Asuntos Exteriores del Senado, había instado a la Casa Blanca a hacer más para garantizar la tramitación de los afganos que querían abandonar el país enviando una carta al presidente. Dijo que Estados Unidos tenía una “obligación moral con estos afganos y sus familias que se enfrentan a la persecución y las amenazas a sus vidas debido a su apoyo a los americanos en Afganistán”.

El senador republicano Marco Rubio (R-FL) y el senador Mark Warner (D-VA) también advirtieron en julio a la administración del peligro que corrían miles de aliados afganos ante el continuo avance talibán en Afganistán. Ambos senadores, que forman parte del Comité de Inteligencia del Senado, firmaron una carta dirigida al presidente en la que destacaban que “miles” de afganos estaban “en peligro” y que el calendario del programa SIV, que era un proceso de años, no se ajustaba “al ritmo de la retirada y al rápido deterioro de la seguridad”.

Los políticos no fueron los únicos que advirtieron al presidente de la necesidad de evacuar a los aliados afganos de Estados Unidos, los medios de comunicación (tanto liberales como conservadores) también advirtieron al Ejecutivo de que era un deber moral de Estados Unidos ayudar a sus aliados locales a salir de Afganistán.

El Wall Street Journal publicó un artículo de opinión del Consejo Editorial en el que se decía que Biden tenía “la obligación” de ayudar a los que han servido junto a las tropas americanas, y el Washington Post (difícilmente un periódico archiconservador) también publicó en junio un artículo en el que decía que se avecinaba “una tragedia evitable” para los aliados de Estados Unidos en Afganistán, y que dejarlos atrás sería una “lamentable traición”.

El secretario de Defensa, Lloyd Austin, admitió recientemente que el programa SIV “obviamente no estaba diseñado para adaptarse a lo que acabamos de hacer” y que el programa “estaba diseñado para ser un proceso lento”, que es la misma conclusión a la que habían llegado los senadores Rubio y Warner hace meses.

Es comprensible que el presidente Biden no haya leído el artículo publicado por nosotros, lamentablemente, lo que es alarmante es que el presidente haya decidido ignorar las súplicas de poderosos senadores demócratas y de los principales medios de comunicación.

¿Sería mucho más clara la suerte de muchos aliados si la administración hubiera hecho caso a los consejos y hubiera tomado medidas proactivas para evacuar a los miles de aliados afganos que ayudaron a Estados Unidos? Probablemente. Sin embargo, nunca sabremos con certeza la respuesta a esa pregunta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article

Encuesta: Ron DeSantis y Greg Abbott pierden popularidad

Next Article
criptomonedas

Criptomonedas son reconocidas por la ley comercial de Texas

Related Posts
Total
1
Share