fbpx
Democracia, Facebook Twitter Biden

¿Jugaron sucio?: Facebook y Twitter donaron miles de dólares a la campaña de Biden

Causa suspicacia que Twitter no solo haya decidido aportar financieramente a la campaña de Biden sino que además censurara información que lo perjudicara

[Read in English]

Mientras Facebook y Twitter censuraban al presidente Donald Trump y al New York Post, sus ejecutivos aportaron cientos de miles de dólares a la campaña presidencial de Joe Biden.

Un reportaje del New York Post, reveló que una revisión de los registros de la Comisión Federal Electoral mostró que la vicepresidenta de políticas públicas y directora de privacidad de Facebook, Erin Egan, donó $ 99.440.01  a los demócratas y a Biden en las últimas semanas de la carrera.

Del mismo modo, el director financiero de Facebook, David Wehner, donó $ 2.800 a la campaña de Biden y el mismo monto al fallido intento de la demócrata Amy McGrath.

Por su parte David Fischer, director de ingresos de Facebook, donó $ 2.800 a Biden durante las primarias demócratas, y otros $ 750 durante las elecciones generales.

Según el New York Post, Fischer también donó decenas de miles de dólares a rivales demócratas en otras carreras clave, incluida la campaña fallida de Jamie Harrison contra la senadora Lindsey Graham y las candidaturas por el Senado de Mark Kelly y John Hickenlooper en Arizona y Colorado.

Asimismo varios vicepresidentes de Facebook y el director financiero de Instagram también donaron el máximo de $ 2.800 a la campaña de Biden por la Casa Blanca.

Además de Facebook, en Twitter, decenas de empleados senior también donaron casi exclusivamente a demócratas y a Biden.

El vicepresidente Matt Derella donó $ 2.000 a la campaña de Biden en septiembre, mientras que el director senior de gestión de productos James Kelm hizo dos donaciones por un total de $ 5.600 a Biden.

Ambas compañías han estado inmersas en escándalos de censura luego de que el New York Post informara sobre negocios oscuros de Hunter Biden en Ucrania y China; siendo el país asiático el más grande enemigo de Estados Unidos.

El director ejecutivo de Twitter, Jack Dorsey, se vio obligado a disculparse después de que impidiera que sus usuarios compartieran la historia, calificando la decisión de “inaceptable”.

YouTube, Twitter, China
El jefe de Twitter, Jack Dorsey, tuvo que dar explicaciones en el Senado de Estados Unidos sobre la desinformación en sus redes durante la campaña electoral. (Wikimedia)
Suspicaz triangulación: Twitter, Biden y China

Causa suspicacia que Twitter no solo haya decidido aportar financieramente a la campaña de Biden sino que además censurara información que lo perjudicara; además que decida bloquear mensajes de Donald Trump y al mismo tiempo permita que funcionarios chinos difundan mentiras a través de su red social.

Lijian Zhao, subdirector del Departamento de Información del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, compartió en Twitter una foto con información falsa insultando a Australia. La fotografía publicada fue editada y retocada.

Incluso cuando Twitter había tomado medidas contra lo que considera “información errónea” sobre el coronavirus, permitió que un medio de comunicación estatal chino mintiera sobre el origen de la pandemia.

Hay que recordar la afirmación del senador Marco Rubio, quien vincula a la red social con el régimen asiático: «O Twitter tiene una doble moral con los conservadores o le tiene miedo al Gobierno chino y al Partido comunista».

Twitter bajo la lupa

El pasado 27 de noviembre Trump declaró que Twitter era una amenaza para la seguridad nacional. Esto luego de que #DiaperDon se volviera viral tras una conferencia de prensa.

«Twitter está enviando ‘Tendencias’ totalmente falsas que no tienen absolutamente nada que ver con lo que realmente es tendencia en el mundo. Lo inventan, y solo ‘cosas’ negativas», tuiteó el presidente de Estados Unidos.

El pasado 17 de noviembre el Senado de EE. UU. reclamó a Twitter y Facebook por su gestión de contenidos en las elecciones, sesión en la que además quedó en evidencia la determinación del Congreso de realizar cambios en la sección 230 de la Ley de Decencia en las Comunicaciones de 1996 de la que se aferran las redes sociales para respaldar sus acciones.

La ley, conocida como Sección 230, protege la capacidad de las empresas para moderar el contenido como mejor les parezca e incide directamente sobre la responsabilidad que tienen las firmas de tecnología en relación con lo que publican los usuarios en sus plataformas.

Sin embargo, hace unos meses Trump emitió una orden ejecutiva para regular esta Ley, argumentando que las empresas deben ser más proactivas y claras en el uso de la tecnología que utilizan para moderar contenido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Biden, nombra, Pete Buttigieg

Biden confirma a Pete Buttigieg como secretario de Transporte

Next Article
Iran Rohani

Presidente de Irán: "estamos muy contentos de que Trump se vaya"

Related Posts
Total
0
Share