fbpx

Los 5 puntos centrales para alcanzar la paz en Ucrania

Cualquier acuerdo que logre la paz en Ucrania deberá asegurar la integridad y seguridad de Kiev en el futuro

La invasión rusa a Ucrania va a cumplir un mes y las fuerzas ucranianas han resistido heroicamente y contra todo pronóstico el avance ruso hacia su país. Según un análisis del Instituto para el estudio de la guerra, el Ejército ucraniano ha derrotado la primera fase de la invasión rusa. Sin embargo, esto no implica que la guerra ha terminado, además que pese a la resistencia, los rusos han logrado conquistar bastante territorio ucraniano. Con este escenario en el terreno, ambos bandos se han sentado a negociar un cese a las hostilidades y el mundo espera con anticipación la posibilidad de alcanzar la paz en Ucrania.

Aunque han habido algunas señales de que ambos bandos están cerca de alcanzar una paz, las posibilidades de llegar a un acuerdo siguen pareciendo remotas y varios dudan de la sinceridad de Putin (quien ha mentido en repetidas ocasiones antes del conflicto) de buscar una paz que respete la autonomía ucraniana.

Dejando de lado las ambiciones personales de Putin en el conflicto, que juegan un papel importantísimo en el mismo, los principales puntos que deben ser resueltos en una negociación están centrados en: la retirada de tropas Rusia a la línea previa a la invasión, la membresía de Ucrania en la OTAN, garantías de seguridad para Ucrania, el estatus de territorios controlados por Rusia, la continuidad del gobierno de Zelenski.

paz-en-ucrania
La invasión rusa a Ucrania ha encontrado una feroz resistencia del ejército ucraniano.

La retirada de tropas rusas

Este es uno de los temas mas críticos para la delegación ucraniana en Bielorrusia. Al día de hoy, Moscú tiene la gran mayoría de su ejército en territorio ucraniano, amenazando las principales ciudades del país. A pesar de que el avance ruso parece haberse detenido gracias a una mezcla de fallas logísticas y a la fuerte resistencia ucraniana, las columnas motorizadas rusas pueden usar cualquier cese al fuego para reabastecerse y reagruparse, preparando sus fuerzas para una segunda ofensiva contra los ucranianos.

Por ende, es crucial para el gobierno en Kiev, que cualquier cese a las hostilidades incluya la retirada rusa a sus posiciones previas al 23 de febrero. Sin embargo, una retirada rusa puede debilitar fuertemente la imagen del gobierno de Putin dentro de Rusia, por lo que este paso solo será acordado si previamente se han negociado algunas concesiones al Kremlin que le permitan salvar su cara domésticamente.

Should Biden Take a Cognitive Test to Remain in Office?*
This poll gives you free access to our premium politics newsletter. Unsubscribe at any time.
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

La membresía de Ucrania en la OTAN

Uno de los puntos de mayor tensión entre Rusia y Ucrania antes de la guerra era el deseo ucraniano (escrito en su constitución) de ser un miembro completo de la OTAN, algo que el Kremlin ve como una amenaza existencial a Rusia. Aunque no estaba previsto que Ucrania fuese un miembro de la OTAN en el futuro cercano, la OTAN ha dicho que Kiev eventualmente será parte de la alianza y el debate sobre la membresía de Ucrania deberá ser resuelto si se quiere llegar a un acuerdo de paz.

Zelenski ha declarado en días recientes que Ucrania esta preparado para no buscar la membresía de la OTAN si esto es suficiente para lograr la paz, como parte de dejar a Ucrania como un Estado neutral. Sin embargo, ha habido muchos debates sobre si esta es la mejor decisión para Ucrania y es posible que esta concesión sea vista como debilidad por parte de Zelenski, lo cual puede perjudicar su posición política interna.

El presidente Zelensky declaró hace unos días que Ucrania podría abandonar su aplicación a la OTAN (EFE)

Otro tema que probablemente jugará un papel fundamental en las negociaciones es la aplicación de Ucrania para ser miembro de la UE, la cual esta siendo evaluada actualmente por Bruselas. En teoría, al ser miembro de la UE, Ucrania podría conseguir también un paraguas de seguridad con Occidente, sin tener que buscar una membresía en la OTAN que se ve lejana y que va a ser una fuente de tensiones constantes con Moscú.



Las reclamaciones territoriales rusas

La invasión del 23 d febrero no fue la primera vez que Putin ha usado tropas rusas para anexarse territorios ucranianos. En 2014, Moscú llevó a cabo una fulminante captura de la península de Crimea luego de que la revuelta popular del Euromaidan derrocara al entonces presidente pro-ruso Viktor Yanukovich. Pocos meses después separatistas pro-rusos, apoyados por el Kremlin, tomaron control de las provincias orientales de Donetsk y Luhansk y declararon su independencia, lo cual inicio una guerra en esa región del país (llamada Donbas) que ha durado ocho años.

El estatus legal de esas regiones, legalmente parte de Ucrania, pero controladas de facto por Rusia, será crucial en las negociaciones de paz. A menos que haya un desplome total de su ejército, Rusia seguirá controlando ambas regiones y Putin seguro exigirá un reconocimiento formal por parte de Ucrania de los reclamos rusos en Crimea y en el Donbas. Aunque es improbable que Zelenski reconozca completamente la anexión de Crimea, si es posible que ofrezca un reconocimiento tácito del control ruso en ambos territorios como una especie de concesión a Putin a cambio de la retirada total de tropas rusas a las líneas previas al 23 de febrero. Esta decisión, sin embargo, puede dejar a Zelenski vulnerable ante su electorado, por lo que no sorprende que haya rechazado esta condición este fin de semana.

Garantías de seguridad para Ucrania

Este es quizás el punto más difícil de negociar. Asumiendo que Zelenski y Ucrania retiran su aplicación a la OTAN -la cual no iba a suceder en el corto plazo de todas maneras- el problema por el cual Kiev estaba buscando membresía en la OTAN al principio seguirá latente, la falta de garantías a la integridad territorial ucraniana.

Una promesa de Putin de respetar la soberanía ucraniana no es, en lo absoluto, una garantía suficiente para el gobierno ucraniano. Si Ucrania se queda fuera de la OTAN y la UE, nada previene que Rusia invada en los próximos años, por lo cual es de esperar que Kiev acceda a no ser miembro de una de estas alianzas siempre y cuando una potencia se comprometa a garantizarles la seguridad.


Ucrania buscara garantías de seguridad ante el prospecto de una nueva invasión rusa (EFE)

Sin embargo, los países que tienen la capacidad militar para disuadir a Rusia de una invasión en el futuro son precisamente países miembros de la OTAN. Por ende, si Estados Unidos, Polonia o el Reino Unido se comprometen a garantizar la seguridad de la OTAN, Ucrania seguiría teniendo un pacto de mutua defensa con la principal potencia occidental, lo cual es precisamente uno de los reclamos de Moscú con la potencial expansión de la OTAN a Ucrania.

Continuidad de Zelenski en el Gobierno

Esta ha sido una de las demandas donde los rusos han perdido más capacidad de negociar. Una de las metas principales de Putin al inicio de la invasión era la “desnazificación” del gobierno ucraniano, lo cual implicaba el derrocamiento de Zelenski y su gabinete, probablemente suplantado por un presidente mas afín al Kremlin.  El objetivo de Putin al inicio de la invasión era lograr someter a Ucrania de vuelta a la esfera de influencia rusa mediante la destrucción de su ejército y la decapitación de su Gobierno.

Sin embargo, la decisión de Zelenski de quedarse en la capital y resistir el embate ruso en los primeros días de la invasión lo ha convertido en el líder indiscutible de Ucrania, cualquier Gobierno títere de Putin sería profundamente impopular y tendría que enfrentar una insurgencia constante. Sin embargo, la permanencia de Zelenksi en el poder es una clara derrota de Putín, lo cual probablemente lo fuerce a recrudecer el conflicto u obtener otras concesiones antes que retirar sus tropas.

Esto son solo algunos de los principales puntos de debate en las negociaciones por la paz en Ucrania. Es importante recalcar que ambos beligerantes seguirán ejecutando operaciones militares en el campo con el fin de mejorar su posición en la mesa de negociación y obtener términos mas favorables para su país y para la posición política de sus líderes.

Aunque luce difícil, esperemos que la sensatez y la cordura prevalezcan en el Kremlin y que Putin se vea forzado a aceptar una paz honorable para los ucranianos, ordene la retirada de sus tropas y ponga fin a este atroz conflicto.  

Previous Article
Putin

Se estanca la invasión en Ucrania

Next Article

Ferrari arrasa en un electrizante reinicio de la Fórmula Uno

Related Posts
Joe Biden

Joe Biden, improvisación y traición como política de Estado

Como pasó en Israel y Francia, Joe Biden ignoró a sus aliados y realizó tratos a sus espaldas. En Afganistán, traicionó a sus colaboradores y en Kabul, brindó información secreta de funcionarios
Total
1
Share