fbpx
georgia - elecciones

Recta final: Trump y Biden viajan a Georgia para lograr el control del Senado

Los sondeos muestran que ambas contiendas por los escaños al Senado federal por Georgia están empatadas, cuando solo faltan cinco días para la crucial votación

[Read in English]

Llegó la recta final de la campaña electoral por el control del Senado y para ello tanto Joe Biden como Donald Trump viajarán a Georgia a respaldar a sus respectivos candidatos. Se trata de los comicios que definirán qué partido controlará el Congreso y el futuro legislativo del país.

El próximo lunes 4 de enero ambos coincidirán en el estado donde realizarán mítines con el fin de convencer a los georgianos de participar en estos comicios, definidos como unos de los más importantes en la historia de Estados Unidos.

Por un lado, un comunicado el equipo de Biden anunció en que tanto el presidente electo como Kamala Harris viajarán a Atlanta, donde tendrá lugar el mitin demócrata. El presidente Trump visitará Dalton para promover las candidaturas de los dos senadores republicanos que buscan la reelección, Kelly Loeffler y David Perdue.

Artillería republicana de observadores electorales

Para crear confianza en los electores, la campaña republicana informó que han reclutado a más de 8,000 voluntarios en el estado para que sirvan como observadores electorales.

El Comité Senatorial Republicano Nacional, que es el brazo de reelección del Partido Republicano del Senado; el Comité Nacional Republicano; el Partido Republicano de Georgia y las campañas de los senadores Kelly Loeffler y David Perdue se unieron en un «esfuerzo histórico» para asegurar que las contiendas del 5 de enero sean «seguras y protegidas», han dicho funcionarios del partido.

Se trata de «la operación de seguridad electoral e integridad de los votantes más grande y agresiva en la historia del estado», dijeron.

Kelly Loeffler, candidata republicana de Georgia para el Senado. (Efe)
Georgia: masiva participación

Más de 2,3 millones de georgianos ya votaron en las elecciones de segunda vuelta por el control del Senado.  Hasta ahora la cifra representa el 27 % del padrón electoral.

Hay casi 8 millones de votantes registrados en Georgia, y 5 millones se presentaron a las elecciones presidenciales.

Según el sitio Georgia Votes, que analiza las estadísticas que divulga la Secretaría de Estado de Georgia, una mayor proporción de hispanos y afroamericanos están votando en comparación con las elecciones generales.

Los sondeos muestran que ambas contiendas por los escaños al Senado federal por Georgia están empatadas, cuando solo faltan cinco días para la crucial votación. La carrera por este estado es la oportunidad de los republicanos de poner freno y controlar las iniciativas de la izquierda radical. De hecho, si los demócratas lograran ganar los escaños del Senado en Georgia, normativas como el control de armas podrían hacerse realidad, sobre todo si Kamala Harris llegara a romper con un empate en el Parlamento.

Aunque una doble victoria demócrata en Georgia dejaría un Senado dividido en 50 escaños de un color y otros 50 del otro, Harris podría romper cualquier posible empate, dado que su nuevo cargo también implica ser la presidente de la Cámara Alta.

Durante los dos últimos siclos, el Senado ha sido controlado por los republicanos, lo que limitó la agenda de Barack Obama e impulsó la de Donald Trump. De estas elecciones dependerá entonces el “libre” desenvolvimiento del próximo presidente de Estados Unidos.

Republicanos enfocados en ganar

La campaña republicana se ha volcado a instar a millones de votantes a participar en los comicios a pesar de las dudas por irregularidades. De hecho, Donald Trump Jr. escribió un artículo llamando a los ciudadanos a ejercer su voto para impedir que «las políticas liberales radicales se conviertan en ley».

«Una mayoría demócrata en el Senado trabajará para desmantelar todo por lo que hemos luchado tanto. Los demócratas abolirán inmediatamente el obstruccionismo, lo que les permitirá aprobar cualquier política de extrema izquierda que quieran con una mayoría simple de votos», dijo Trump.

«Mis amigos Kelly Loeffler y David Perdue son lo único que se interpone entre políticas liberales peligrosas que matan empleos y que perjudican a los trabajadores georgianos para que no sean aprobadas por el Congreso», agregó.

El hijo de Trump recordó las políticas demócratas que abolirán todos los esfuerzos invertidos por su padre. Dijo que el futuro de la economía, la seguridad, la energía, la salud y el futuro de la justicia estadounidense se definirán en estas elecciones. «Los senadores Loeffler y Perdue votarán en contra de esta política fallida y atrasada», sentenció.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
2020

Las 5 enseñanzas fundamentales que nos deja un 2020 de película

Next Article
senado

El Senado podría anular el veto de Trump a la ley de defensa

Related Posts
Total
0
Share