fbpx
4 pilares de la grandeza de Estados Unidos encarnados en Yellowstone

4 pilares de la grandeza de Estados Unidos encarnados en Yellowstone

La grandeza del país es mucho más que una consecuencia geográfica, es el resultado de una sociedad que construyó instituciones e infraestructura

[Read in English]

La grandeza de Estados Unidos es indiscutible. En apenas un par de siglos este país pasó de ser el frágil experimento de 13 colonias que habían desafiado las tendencias centralistas del Rey de Inglaterra (que a su vez intentaba copiar el modelo francés) a la mayor potencia económica, militar, social y tecnológica jamás vista en la historia humana. La pregunta es, ¿por qué sucedió así? ¿Qué explica ese drástico ascenso en el concierto de las naciones?

Hace décadas algunos dijeron que la raza o la religión, otros alegaron que la historia y la casualidad. Unos más, particularmente desde el ámbito de la geopolítica, destacan la importancia de las condiciones geográficas y especialmente de la cuenca del Mississippi, que permitió consolidar el comercio interno, mientras que otras barreras naturales (el desierto en la frontera con México y la inhóspita frontera con Canadá) mantuvieron al nuevo país a salvo del riesgo de las invasiones que plagaban a las naciones europeas.

Aunque este último argumento tiene una parte de razón, la grandeza de América es resultado de una interacción mucho más compleja, donde la geografía representa solo una parte del rompecabezas, y eso queda particularmente claro desde la singular perspectiva que nos brinda Yellowstone, el parque nacional más antiguo (y quizá el más famoso) del mundo, donde al ojo del visitante se revelan mucho más que bisontes, alces y algún oso.

Yellowstone y la grandeza de Estados Unidos

Veamos cuáles son, sin algún orden particular de importancia.

1-. La naturaleza: sí, es cierto que maravillas naturales como la cuenca del Mississippi, los campos petroleros de Texas y el supervolcán de Yellowstone son maravillas difíciles de encontrar en alguna otra parte del mundo, y menos aun dentro del mismo país. Sin embargo, como multitud de países del tercer mundo pueden atestiguar en su propio dolor, la mera existencia de recursos naturales no es ningún pasaporte a la prosperidad. 

Por el contrario, sin el resto de los pilares, que mencionaré a continuación, las maravillas geográficas se convierten en meros remolinos de ambiciones y de violencia, que en lugar de impulsar a las naciones que los ocupan, las hunden en la mediocridad, como auténticos lastres que maldicen en lugar de bendecir.

2-. La infraestructura: Yellowstone está prácticamente en la orilla de los Estados Unidos. Sin embargo, tanto en las carreteras que llevan allá, como adentro del propio parque nacional, es casi imposible encontrar siquiera un bache a lo largo de los caminos. Buen pavimento, buena señalización, buenos hoteles y sitios de acampada, buenas rutas para recorrer la región en vehículo o a pie. 

Y esa infraestructura no es una mera consecuencia de la prosperidad americana, sino una de sus causas. Basta revisar alguna de las múltiples crónicas de la época colonial y de la expansión al oeste para confirmar cómo el desarrollo de caminos, puentes y demás vías de comunicación ocupó siempre un lugar destacado en las prioridades de la sociedad americana. Incluso mientras todos vivían en simples cabañas de madera, ya pensaban y trabajaban en los caminos que los conectarían al mundo.

Ahora bien, dentro del discurso político americano actual hay una notoria muletilla respecto a la “America’s crumbling infrastructure”. Sin embargo, como buena muletilla, esa acusación de que la infraestructura americana se está desmoronando es mayoritariamente falsa. Fuera de algunas ciudades capturadas por la corrupción y/o la obsesión regulatoria del Partido Demócrata, Estados Unidos sigue teniendo muy buenos caminos. 

Es cierto que estados como California necesitan menos “red tape” en sus obras públicas, pero en general el país mantiene su vocación constructora y seguirá contando con la buena infraestructura como uno de los pilares para su desarrollo en el Siglo XX.

La grandeza de América se refleja en el cuidado de espacios como Yellowstone. Imagen: Gerardo Garibay
La grandeza de América se refleja en el cuidado de espacios como Yellowstone. Imagen: Gerardo Garibay

3-. Las instituciones: a pesar de su lejanía, en Yellowstone se demuestra muy claramente la fortaleza de las instituciones americanas, especialmente en dos aspectos: el funcionamiento del gobierno y la seguridad pública. 

En cuanto al gobierno, el Servicio de Parques Nacionales, que depende del Departamento del Interior y emplea aproximadamente a 20,000 personas, brinda un servicio de muy alta calidad. He visitado una docena de parques nacionales y siempre he encontrado un nivel de atención al menos similar a la que podría esperarse de una empresa en el sector privado.

Desde lo más básico, como un señalamiento para saber dónde estacionar, hasta el seguimiento cotidiano de sitios tan complejos como Yellowstone, que esencialmente es la caldera de un volcán visitada por más de 4 millones de personas al año, con todos los riesgo que ello implica.

Ciertamente, el gobierno federal de los Estados Unidos no es perfecto ni paradisiaco, pero sí es mucho más eficiente y exitoso que los de otras partes del mundo. Y eso se nota con especial claridad en aspectos como la seguridad pública.

Por ejemplo, en México, donde las autoridades son o irremediablemente ineptas o irremediablemente corruptas, los cárteles controlan incluso las principales ciudades y carreteras del país, asesinando y robando a quien quieran. Y las cosas son infinitamente peores en las zonas rurales, convertidas en feudos para los bandidos en la más horrenda tradición de las películas del “Wild West”.

Imaginen por lo tanto lo que siento al visitar lugares como Yellowstone y tener la absoluta tranquilidad de que podemos estar en la carretera Interestatal o en medio del bosque, sin temor a que un grupo de sicarios nos asesine simplemente porque están aburridos o necesitan el coche para quemarlo y convertirlo en barricada a media carretera. O sin que un grupo de “ejidatarios” o talamontes nos lleguen a extorsionar. 

Sí, es cierto que algunas zonas de Estados Unidos, como del resto del mundo, son inseguras, pero hay un abismo de diferencia entre el asaltante aislado/drogado que te puedes topar en cualquier ciudad de América, y el ejercito de sicarios o extorsionadores que recorren México con la más absoluta impunidad, conscientes de que los únicos de los que tienen preocuparse es de los sicarios del bando contrario.

La geografía importa, pero la acción humana es el impulso de la grandeza de América. Imagen: Gerardo Garibay
La geografía importa, pero la acción humana es el impulso de la grandeza de Estados Unidos. Imagen: Gerardo Garibay

4-. La sociedad: llegar a Yellowstone implica encontrar ríos y prados impecablemente limpios, sin basura del “día de campo” que tuvo una familia hace dos meses, sin pañales “de medio uso” dejados a la merced de los elementos, sin carpas de vendimia a medio colapsar, sin gritos o conductores que se “pasen de listos” rebasando por el acotamiento en lugar de esperar en la fila. 

Y sí, también es cierto que esas imágenes mentales de suciedad y desorden sí son visibles en muchas partes del país, especialmente las grandes ciudades controladas por los demócratas, pero también es verdad que en el corazón de la identidad americana hay un enfoque en la educación y la cortesía, que resulta particularmente visible en lugares como Yellowstone y que todavía se vive en buena parte del país.

Esa cortesía, esa educación y esa participación de las personas en el cuidado del entorno que comparten ha sido una de las mejores herencias de la época colonial y aun ahora sigue siendo un pilar indiscutible de la grandeza de Estados Unidos, esa que no solo se proclama desde la altura de los rascacielos, sino también desde la majestad de la naturaleza, desde la solidez de la infraestructura la fortaleza de la instituciones, y, sobre todo, la educación de la gente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Biden defiende que Milley actuara a las espaldas del presidente de Estados Unidos y a favor de China

Biden defiende que Milley actuara a las espaldas del presidente de Estados Unidos y a favor de China

Next Article
Al Qaeda volverá a Afganistán

Funcionarios de Inteligencia advierten que Al Qaeda volverá a Afganistán

Related Posts
Total
1
Share