fbpx

Joe Biden

Joe Biden, improvisación y traición como política de Estado

Como pasó en Israel y Francia, Joe Biden ignoró a sus aliados y realizó tratos a sus espaldas. En Afganistán, traicionó a sus colaboradores y en Kabul, brindó información secreta de funcionarios

[Read in English]

En 10 meses de gestión la administración de Joe Biden parece no tener idea de lo que hace en materia de política exterior y seguridad nacional; de hecho, su más grande bochorno ha sido el abandono constante de americanos, aliados y colaboradores con acciones llenas de improvisación.

Como pasó en Israel y Francia, Biden ha ignorado a sus aliados y ha hecho tratos a sus espaldas; como en Afganistán, ha traicionado a sus colaboradores; como en Kabul, ha dado información secreta de funcionarios. En resumen, la política exterior de la administración demócrata ha sido un desastre.

Afganistán, una improvisación que derivó en tragedia

La retirada de tropas de Afganistán es un gran ejemplo de cómo Biden no escuchó consejos de sus militares dejando a la deriva a cientos de americanos que quedaron varados, mientras los Talibán se hacían del poder. Aun quedan connacionales y miles de colaboradores que durante años prestaron servicio a Estados Unidos y que fueron olvidados por la administración demócrata.

En una entrevista para ABC, Biden dijo en agosto que nadie le sugirió que mantuviera a 2,500 soldados en Afganistán. Sin embargo, el pasado martes 28 de septiembre tanto el general Mark Milley como Kenneth McKenzie lo desmintieron.

La falta de claridad sobre el retiro de tropas, no es lo único que demuestra la deplorable gestión de Biden en política exterior. El hecho de que los servicios de Inteligencia americanos no hayan podido predecir que los Talibán tomarían inmediatamente el poder en Kabul, fue un gran bochorno para el Gobierno de Estados Unidos que derivó en un ataque terrorista por parte de ISIS en los alrededores del aeropuerto de la capital afgana, dejando 13 soldados americanos fallecidos.

Pero como si esto no fuera suficiente, hay que recordar que funcionarios de Biden entregaron información confidencial a los Talibán en la que expusieron datos de americanos y colaboradores que debían ser evacuados; una situación que puso en peligro la vida de miles de connacionales y aliados que quedaban en Afganistán.

Personal del Pentágono en peligro: “Huya”

Lo sucedido en Afganistán, no es el único ejemplo de que Biden comete error tras error en política exterior y seguridad nacional; ahora parece que su personal del Pentágono está en peligro y solo le recomienda: “huir” en casos de sufrir síntomas del Síndrome de La Habana.

Según el Daily Mail, la Casa Blanca emitió una nueva advertencia sobre el Síndrome de La Habana al personal de políticas del Pentágono: “Huya inmediatamente del área e informe cualquier experiencia de presión, sonido o calor en la cabeza”, señala el comunicado.

Según un alto funcionario, el personal está presentado “síntomas reales” por lo que esperan detectar con tiempo los casos para “responder a eso”.

El mes pasado, la embajadora Pamela Spratlen, quien fue designada por la administración de Biden para supervisar la respuesta del Departamento de Estado a los incidentes, dejó su cargo después de seis meses, según informes, debido a discusiones internas con otras personas designadas, de acuerdo a lo que informó The Hill . 

Según el Daily Mail: “Se han reportado 200 casos de la enfermedad aun inexplicable, que ha sido nombrada coloquialmente por su primer caso reportado en 2016 en la Embajada de los Estados Unidos en La Habana, Cuba, y afectó al personal americano en casi todos los continentes excepto en la Antártida”.

Se trata de una enfermedad que ni la administración de Donald Trump ni la de Joe Biden han sabido resolver; sin embargo, el mandatario republicano decidió retirar a sus funcionarios de la Embajada americana en Cuba para evitar que la situación pudiera empeorar.

Biden desinformado

John Kerry, enviado presidencial especial para el clima dijo en una entrevista que Biden “No había sido plenamente consciente” del impacto negativo que tuvo un acuerdo de submarinos americanos entre el Reino Unido y Australia en Francia.

“Literalmente, no se había dado cuenta de lo que había sucedido”, dijo.

Francia se indignó porque la administración demócrata reveló un acuerdo de submarinos entre los gobiernos de Estados Unidos, Reino Unido y Australia, el cual dejó de lado otro acuerdo de submarinos por separado de $40 mil millones que Francia formó con Australia en 2016.

En respuesta, Francia canceló airadamente una gala prevista en Washington DC, y retiró temporalmente a sus embajadores en Estados Unidos y Australia. Otro revés de política exterior de Biden generado por más improvisación.

Un gesto para “coquetear” con Rusia

Este martes 5 de octubre el Departamento de Estado publicó por primera vez en cuatro años cuántas ojivas nucleares tiene Estados Unidos, después de que el expresidente Donald Trump censurara esa información durante su administración.

Según la información revelada Estados Unidos almacena 3,750 ojivas nucleares, 55 menos que en 2019 y 72 menos que en 2017. El inventario fue publicado como parte de los esfuerzos de la gestión de Joe Biden por reiniciar las conversaciones sobre controles de armas con Rusia.

“Aumentar la transparencia de las reservas nucleares de los estados es importante para los esfuerzos de no proliferación y desarme”, destacó el Departamento de Estado en un comunicado citado por la agencia AFP.

Se trata de un nuevo gesto a favor de Rusia y otros enemigos de Estados Unidos que además últimamente han sabido atentar contra la seguridad nacional.

La espalda a Israel y otras “crisis”

Un reportaje de The National News reveló en mayo que Joe Biden ignoró las advertencias de dos Gobiernos árabes que le imploraban atender la crisis que se estaba gestando en Jerusalén.

“Desde abril, los Gobiernos árabes enviaron mensajes inequívocos a Washington sobre la necesidad de actuar con rapidez, presionar a Israel y tratar de reducir la tensión”, señala el medio de comunicación que accedió a una fuente diplomática. Tras las advertencias ignoradas, Hamás atacó con cohetes a Israel, que respondió bombardeando Gaza.

A todos estos errores en política exterior y seguridad nacional, se suman también las veces en que Estados Unidos ha sido víctima de ciberataques por parte de hackers rusos o chinos sin que existan responsables de los daños ocurridos. Hay que recordar que la banda de hackers Darkside atacó el sistema informático del principal oleoducto del país, Colonial Pipeline, lo que generó escasez de gasolina en estaciones de servicio de al menos cuatro estados.

Asimismo no olvidar la crisis migratoria que se vive en la frontera sur, la cual hasta ahora, no muestra mejora como resultado de políticas fallidas por parte de la administración Biden-Harris quien hasta el momento no ha informado sobre cómo va a resolver la crisis que supera con creces el número de migrantes ilegales en los últimos 20 años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Article
Precio, El American

Precio de la gasolina en Estados Unidos es el más alto desde 2014

Next Article

Más americanos han muerto por COVID-19 este año que por el virus en todo 2020

Related Posts
Total
9
Share